Rosario de baches en la carretera Teocelo-Cosautlán

Francisco De Luna

Teocelo, Ver.-La carretera que comunica de Teocelo a Cosautlán está destruida. Gran cantidad de baches cubren la carpeta asfáltica, por lo que de manera constante ocurren accidentes vehiculares y hasta asaltos por la lentitud con la que avanzan los vehículos.

Son más de tres kilómetros y medio la parte con mayor deterioro. Al pasar por el lugar, enseguida se resiente con los constantes movimientos del vehículo y que rebota desde sus llantas sacudiendo a las unidades y sus ocupantes.

Son casi las dos de la tarde y el calor es sofocante. Se escucha cómo las palas se arrastran entre los montículos de gravilla con las que una cuadrilla de empleados municipales tapan los hoyancos.

Son poco más veinte los trabajadores que hacen las maniobras por colocar materiles pétreos y apelmazar la tierra para iniciar con el bacheo y dejar a la carretera en mejores condiciones, cuenta el señor Salvador Larios, uno de los habitantes de Teocelo.

El trayecto hacia la zona conocida como Texin o mejor conocida como “El Futuro”, es donde el acceso está saturado de hoyos donde se pierden hasta la mitad de las llantas de los carros, refiere otra de las conductoras que viaja de Cosautlán a Teocelo.

Rocío Martínez y sus compañeras profesoras, diariamente se dirigen hacia comunidades de esa región a sus centros de trabajo, pero están obligadas a atravesar por esa vía que está casi demolida por la falta de atención de las anteriores administraciones municipales.

Una de las maestras narró que por lo despacio que llegan a avanzar en ese tramo, algunos conductores han sido asaltados porque los baches se convierten en enormes obstáculos los cuales no se pueden librar en más de tres kilómetros.

Además de los atracos, las descomposturas también son a diario. “De tantos golpes, a mi carro se le despegaron unos cables y esto provocó cortos circuitos y hasta empezaba a quemarse mi coche”, comentó la maestra Yolanda Martínez quien regresaba de la escuela rumbo al municipio de Xico.

Los dos carriles están destruidos y en varios metros la carpeta asfáltica ha desaparecido por completo y esos hoyos acumulan agua y a su vez lodo, factores que provocan más descomposturas a los vehículos que transitan por esta peligrosa carretera.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here