Mineras buscan extender su presencia a otros seis municipios veracruzanos

Francisco De Luna

Xalapa, Ver.- Las empresas mineras buscan extender sus trabajos a seis municipios más de la zona central montañosa del estado de Veracruz.

Inconformidades, incertidumbre y hasta posible éxodo de algunas familias, es lo que podría ocurrir con la llegada de las empresas para instalar los megaproyectos.

El sacerdote de la localidad de Mozomboa, municipio de Actopan, Urbano Domínguez Grijalva, advierte que los ciudadanos han externado sus preocupaciones con la llegada de la minera para explorar en el cerro “La Paila”.

Supuestamente el interés de las mineras es abarcar los municipios de Yecuatla, Colipa, Juchique de Ferrer, Tatatila, Las Minas y Chiconquiaco, principalmente, aunque también consideran que existe interés por otras zonas de la región.

“Por la facilidad que tendrían para engañar o coaccionar a la gente humilde y de la región, porque es una zona serrana, por eso es que como Iglesia Católica estamos llamando a la concientización y a la organización”.

Explicó que en la sierra que pertenece a Chiconquiaco, específicamente el cerro que lleva por nombre “Gallo de Oro” y en el municipio de las Minas tienen nombres sugestivos donde las compañías pretenden instalarse.

A decir del párroco, se trata de una de las regiones más atractiva para los megaproyectos, enfocados a la explotación de minerales preciosos, recursos hídricos y la biodiversidad.

La gente humilde podría ser desplazada de sus comunidades como ha ocurrido en países de América Latina, comentó Domínguez Grijalva, durante la entrevista en el parque Benito Juárez de la ciudad de Xalapa.

“Esto se ha visto ya en regiones de América Latina, donde las minerías están trabajando, la gente ha tenido que salir por enfermedades, por problemáticas de inseguridad y por la escasez de recursos, sobre todo del agua”.

Por toda la información que se ha difundido, indicó que los movimientos en contra de la minería tóxica han crecido en los municipios de Alto Lucero y Actopan, donde en junio se llevaron a cabo manifestaciones con más de mil inconformes.

También explicó que se han firmado actas en los Cabildos de estas cabeceras municipales, en donde destacan que se ha negado el cambio de uso de suelo y de construcción, “esperamos se respete y esperamos que no pronto se dé la explotación minera; sin embargo, las concesiones son de mucha duración”.

Explicó que por tratarse de proyectos que no dejarían nada para los municipios y comunidades más que afectaciones ambientales, los ciudadanos continúan en sus posturas por la defensa del territorio.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here