Hora Cero

Veracruz, historias de pobreza

Martínez, ¿agresión a la prensa?

 

Luis Alberto Romero

 

Hace unos diez años recorría la sierra del Totonacapan, donde buscaba información e historias de vida relacionadas con la pobreza del medio rural veracruzano. En esa región de la entidad (Coxquihui, Coyutla, Chumatlán, Espinal, Filomeno Mata, Zozocolco, Mecatlán, e incluso Papantla) la marginación y el rezago son regla y no excepción.

En el camino encontré a un niño de estatura baja; me dijo que tenía ocho años, aunque parecía, por el tamaño, de cinco a seis. El menor recolectaba raíces; un cuadro lamentable, porque no debería trabajar, sino estar en la escuela.

La imagen del menor en esa tarea, con evidente desnutrición, fue tan impactante como la respuesta a la pregunta “¿Qué haces?”.

-Recojo raíces, mi mamá las pasa por el metate y luego las fríe; es lo que comemos mis hermanos y yo.

-¿Es todo lo que comen?

-No, también tortillas, frijoles y chile.

No viene al caso abundar en ese relato; basta decir que cuadros parecidos son comunes en el Totonacapan y en otras regiones de la entidad.

Este lunes, a propósito de la pobreza, el Instituto Nacional de Estadística, Geografía e Informática dio a conocer la Encuesta Nacional de Ingresos y Gastos de los Hogares 2016.

Es un trabajo que incluye los números que, en promedio, registran los habitantes de las entidades del país en cuanto a ingresos y egresos.

La media nacional, consigna la fuente, es de ingresos por 46 mil 521 pesos y gastos de 28 mil 143 cada trimestre.

Para el caso de los hogares veracruzanos, el promedio estatal en ingresos fue de 32 mil 983 pesos; y el de egresos, de 21 mil 990. En ambos rubros, la entidad se encuentra debajo de la media nacional.

Sólo Hidalgo, Oaxaca, Guerrero y Chiapas registran peores cifras que Veracruz, lo cual nos da una idea de la magnitud del problema de la pobreza en una entidad cuyos hogares tienen un ingreso promedio 30 por ciento inferior a los del resto del país.

 

 

Martínez, ¿agresión a la prensa?

Desde Martínez de la Torre nos platican que el alcalde Rolando Olivares Ahumada otra vez tiene problemas con la prensa local; el pasado jueves fue acusado por una reportera de Grupo MS Radio, Norma Angélica Cortés, por haber enviado a uno de sus trabajadores a quitarle, de forma violenta, su herramienta de trabajo, un teléfono celular.

La reportera señala que cubría un accidente afuera de la empacadora de cítricos San Gabriel, propiedad del alcalde; tomó algunas fotos cuando el edil se percató y habría enviado a un incondicional a quitarle el aparato.

La mujer se dice agredida y víctima de un caso de abuso de autoridad, por lo que procedió a interponer su denuncia.

Sus compañeros del gremio califican dicha agresión no sólo como un abuso, sino como un acto cobarde que no debe quedar impune, primero y sobre todo, por ir contra una mujer; y segundo, por tener como destinataria a una trabajadora de los medios.

En respuesta, el alcalde aseguró que el caso no ocurrió afuera de su empresa, sino adentro, por lo que argumentó una invasión a su propiedad por parte de la reportera; afirmó Rolando Olivares que no se encontraba en el lugar; y que la persona que le quitó el teléfono a la periodista no era su empleado.

Como sea, es un asunto que ya llegó a las instancias de procuración de justicia, donde se investigará para deslindar responsabilidades.

En Martínez de la Torre se comenta que la relación del edil con un sector de la prensa es, digamos, desafortunada y de constantes desencuentros, dado que con facilidad pierde los estribos. ¿Y así quiere ser diputado?. @luisromero85

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here