Hora Cero

Papantla, el regidor sigue desaparecido

Castillo Calipa, siete meses

Luis Alberto Romero

Las historias de terror que se registran en el Veracruz de la violencia y del secuestro son cada vez más frecuentes.
Las estadísticas reflejan la realidad de un estado muy afectado por la inseguridad. Datos oficiales indican que durante los primeros ocho meses del presenta año se han denunciado 119 secuestros para un promedio de casi 15 por mes, uno cada dos días.
El año pasado fueron 132, 11 cada mes, lo cual nos habla de un incremento considerable en ese ilícito, considerado de alto impacto.
Hablo con gente de la zona norte del estado, que no oculta su temor; antes, los casos de privación ilegal de la libertad sólo afectaban a grandes empresarios, a ganaderos ricos; hoy, me dicen, profesionistas, comerciantes, empleados de las compañías petroleras y funcionarios públicos son las víctimas preferidas. Incluso, en esa lista figuran también amas de casa y profesores de escuelas públicas.
Un caso para el ejemplo es Papantla, donde la población está consternada por la desaparición del regidor comisionado en alumbrado público, Francisco Javier Serna Mendoza.
El edil no aparece desde la semana pasada y en el lugar han circulado versiones en el sentido de que fue secuestrado, en plena vía pública, por sujetos armados.
El dos veces regidor papanteco, a sus 47 años de edad, trae en su haber una labor política de al menos dos décadas; es un reconocido activista que inició su trabajo público con el llamado “Movimiento de la Costa”, que entonces tenía una filiación perredista.
Serna Mendoza tuvo cargos de dirección en el Ayuntamiento de Papantla, durante la gestión de Diógenes Ramírez Santes.
Ese trabajo llevó a Francisco Javier Serna a ser electo en dos ocasiones como regidor por el Movimiento Ciudadano; sin embargo, en la pasada contienda por las alcaldías, decidió apoyar a la candidata del Partido Revolucionario Institucional, aunque pasadas las elecciones regresó a su trabajo de gestión, con una base de apoyo importante.
Sus amigos de Papantla, que no son pocos, siguen a la espera de que el regidor aparezca; que quienes le privaron de su libertad al menos respeten su vida; es decir, que regrese sano y salvo.
El caso es que la seguridad es una sensación que hace mucho se perdió en ese pueblo mágico, donde hoy, el presunto secuestro del regidor ha provocado consternación.

Castillo Calipa, siete meses
El del regidor papanteco Francisco Javier Serna es un hecho lamentable que nos recuerda el ocurrido al comenzar febrero del presente año, cuando fue reportado como desaparecido el gerente de la Comisión Nacional Forestal (Conafor) en Veracruz, Martín Gelasio Castillo Calipa.
El miércoles 8 de febrero, Castilo Calipa circulaba a bordo de su automóvil, un Seat en color blanco, cuando presuntamente fue secuestrado. En el municipio de Atzalan, cerca de Tlapacoyan y Martínez de la Torre, fue localizada a unidad, pero del conductor no se volvió a saber.
Las autoridades estatales en materia de Seguridad Pública instrumentaron un operativo para encontrar al funcionario federal, pero los esfuerzos no rindieron frutos. Pareciera que a Martín Gelasio Castillo se lo tragó la tierra, dado que de esos hechos ya han pasado más de siete meses. No es difícil imaginar cómo se encuentra la familia del funcionario desaparecido.
Se trata de dos casos, los del regidor papanteco Francisco Javier Serna y del gerente de Conafor, Martín Castillo Calipa, que causaron consternación dado que uno era autoridad municipal; y el otro, funcionario del gobierno federal. Son dos casos que nos recuerdan la vulnerabilidad que ante la delincuencia enfrentan prácticamente todos los veracruzanos. @luisromero85

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here