A días de los sismos, cierran los centros de acopio en Xalapa

Francisco De Luna / Hora Cero

Xalapa, Ver.- Los centros de acopio para ayudar a los damnificados de los sismos del 7 y 19 de septiembre comenzaron a cerrar en un momento verdaderamente crucial, ya que los víveres en las zonas afectadas han comenzado a escasear.

A poco más de una semana del sismo que destruyó viviendas en estados como Morelos, Puebla y México, la ayuda y la solidaridad desapareció prácticamente del centro de la ciudad de Xalapa.

De acuerdo con Javier, uno de los coordinadores de centros de acopio en el estado de Puebla, las despensas han comenzado a agostarse, “aunque esto estoy seguro que no hubiera ocurrido si es que los gobiernos no hubieran retenido a los camiones  en su paso por los municipios”.

Alí Guzmán, indicó que en la zona de Chietla, Puebla, muy cerca de la zona del epicentro del sismo con magnitud de 7.1 grados Richter los víveres han escaseado y por esas razones hicieron los llamados de apoyo.

“Hemos recibido apoyo de todos los mexicanos; pero otra desgracia fue la inundación que afectó a comunidades del municipio y fue necesario utilizar la despensa para los otros damnificados”, refirió el joven.

En menos de diez días se esfumó la efervescencia de la solidaridad. Apenas el 20 de septiembre surgieron decenas de centros de acopio.

 

Los centros de acopio

Estudiantes de la Universidad Popular Autónoma de Veracruz (UPAV) se instalaron en Plaza Sebastián Lerdo de Tejada. Posteriormente, colocaron su stand en la explanada del parque Benito Juárez, donde también se observó a un grupo de animalistas.

Afuera del edificio de Radio Mundial se encontraba otro centro de acopio. Allí planeaban recolectar víveres y transportarlos a la Cruz Roja de Polanco en la Ciudad de México.

Las oficinas del Club Rotario Xalapa Manantiales, ubicadas en la calle Xalapeños Ilustres, a unos metros de la Iglesia de San José, eran otro sitio de ayuda.

En la calle Clavijero número 197, frente al Instituto Simón Bolívar, acopiaban sobre todo lámparas y baterías. Mientras que en diversas facultades de la Universidad Veracruzana (UV), como Arquitectura y en la Unidad Académica de Humanidades, los alumnos emprendieron las mismas acciones.

En escuelas particulares, como en el Colegio Euro Hispanoamericano, a través de la asociación civil “Brayan Contigo Puedo”.

Pedían materiales de curación, comida no perecedera, ropa, cobijas, agua, lámparas, baterías y otros artículos.

La población se sumó para ayudar a los afectados de la Ciudad de México, Puebla y Morelos. Tan sólo en el Centro Histórico de Xalapa se observó a estudiantes y activistas recolectando apoyos para la gente que perdió su patrimonio.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here