Estudiantes de Arquitectura de la UV crearon catálogo de viviendas emergentes

Por Yamiri Rodríguez Madrid

Estudiantes de la Facultad de Arquitectura de la Universidad Veracruzana (UV) crearon un catálogo de viviendas emergentes, el cual muestra propuestas de casas habitación de bajo presupuesto pero que cumplen con todas las características necesarias para suplir aquellas que se derrumbaron durante los sismos ocurridos el 7 y el 19 de septiembre en México.

El académico Ricardo Rivera Salgado mencionó que tras estos sucesos, que afectaron diversas regiones del país, la Facultad de Arquitectura y algunos de sus integrantes buscaron apoyar de manera profesional a los damnificados, mediante la elaboración de este catálogo.

Estudiantes de la experiencia educativa Taller de Proyectos diseñaron 10 prototipos de viviendas básicas y de rápida construcción, cuyas paredes están edificadas con tijolo, un tipo de adobe económico, sismorresistente, termorregulador y que no requiere cocimiento.

“Estas casas tienen las características necesarias para suplir las carencias de vivienda dadas las circunstancias emergentes”, aseguró.

El docente mencionó que este catálogo plantea un escenario individual como unidad habitacional, en el que cada quien edifica su morada como quiere, y otro colectivo, como un conjunto habitacional en el que todas las viviendas tienen el mismo diseño de construcción.

Y explicó que estas propuestas se desarrollaron para terrenos planos y con pendientes, cumplen con diversos requerimientos de infraestructura como captación de agua pluvial, tratamiento de aguas residuales, e incluso cultivos para autosustento.

Ricardo Rivera comentó que con este catálogo buscarán un acercamiento con las comunidades afectadas por los pasados sismos que requieran de construcción de viviendas para sus habitantes; añadió que se coordinarán con las autoridades pertinentes para definir qué sitios pueden ser intervenidos y así delimitar el proyecto que se puede llevar a cabo.

Jorge Luis Pensado Salazar, estudiante que participó en la creación del catálogo, diseñó una vivienda de 7 x 4.5 metros cuadrados, la cual por su estructura soporta un crecimiento a futuro para que pueda ser habitada hasta por cinco personas y afirmó que las dimensiones de la vivienda son tales porque así se reducen costos de construcción y mantenimiento.

Cuvier Aguilar Domínguez, universitario que también colaboró en el catálogo, propuso un diseño de 50 metros cuadrados que cuenta con una recámara, sala-comedor, cocina, baño completo y un pequeño patio de servicio.

“Esta construcción puede expandirse de manera horizontal, lo cual permitirá que más personas puedan habitarla, además incluye un patio en el cual se pueden producir alimentos”, relató.

Este es el ejemplo de un texto alternativo

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here