Convocan a conservar la gastronomía tradicional veracruzana

Andrés Salomón Pérez

Veracruz, Ver.- El presidente del Conservatorio de la Gastronomía Veracruzana, José Burela Picazo, reconoció que mientras que en las zonas rurales las tradiciones por Día de Muertos se mantienen vigentes, en las zonas urbanas prácticamente se han perdido.

«Tradiciones como acudir al cementerio a visitar a sus muertos y colocar altares con los alimentos y bebidas, se ven con menos frecuencia en las urbes».

Consideró que hace falta  impulsar y reforzar estas tradiciones, que forman parte de la cultura de los mexicanos.

Lo que hasta ahora no se ha perdido es la gastronomía tradicional veracruzana por el Día de Muertos, sólo que los platillos y bebidas varían de región en región, dijo el también expresidente estatal de la Canirac.

Por ejemplo, en la zona centro se puede encontrar el mole xiqueño, mientras que en la zona de la Huasteca se acostumbra el famoso zacahuil, tamales de más de un metro que representan el cuerpo de un ser querido que falleció.

“Un tamal muy grande que se hornea en leña con una duración de 15 horas aproximadamente y se originó justamente para las festividades de los difuntos; entonces partiendo de ahí hay otra variedad de tamales, de guisos o platillos que van acordes a la región y que justamente representa la comida tradicional que los difuntos acostumbraban a comer dependiendo de la región de donde cada uno de ellos eran”.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here