Hora Cero

El conflicto de Morena en Córdoba

Nueva vista de AMLO

Policías en la mira

 

Luis Alberto Romero

 

¿Necesita el candidato de PAN-PRD-MC al Gobierno del Estado que los ayuntamientos afines impidan la realización de eventos de la oposición?. No. Lo ocurrido en Córdoba no fue más que una expresión del capricho en el poder municipal.

Leticia López Landero, la alcaldesa de ese importante municipio de la zona centro de Veracruz, decidió negar el permiso a Morena para celebrar un evento político en el parque 21 de Mayo y, por consiguiente, envió a los elementos de Tránsito Municipal para impedir la instalación del templete que sería utilizado para el evento de Andrés Manuel López Obrador.

Los videos que circularon en redes sociales resultan suficientemente claros; en ellos se observa al candidato de Morena a gobernador, Cuitláhuac García Jiménez, encarando a un representante del Ayuntamiento de Córdoba, un funcionario de medio pelo que llevaba el mensaje de que no dejarían instalar lo necesario para celebrar el mitin.

Unas horas más tarde, la presidenta municipal salió a explicar que en el parque mencionado se llevaría el festival del Día del Niño, por lo que se negó el permiso a Morena, ofreciéndole al partido otras opciones, como el estadio “Beisborama” y el Gimnasio “El Mexicano”, a efecto de evitar el cierre de vialidades fundamentales para la correcta movilidad de la población de esa cabecera.

Sin embargo, la explicación del ayuntamiento llegó demasiado tarde, cuando ya en redes sociales se había generado la percepción de que el gobierno municipal pretendía bloquear el evento de López Obrador.

La campaña de Miguel Ángel Yunes Márquez, candidato al que apoya López Landero, no necesita que los ayuntamientos afines se dediquen a bloquear los eventos de la oposición.

Tanto el Gobierno del Estado como los partidos que integran la coalición que postula a Yunes Márquez tiene presupuestada la visita a la entidad del candidato presidencial de Morena, quien estará en territorio estatal al menos 5 o 6 veces más, debido a la importancia electoral de Veracruz; y saben perfectamente que por las redes sociales, hoy no pueden actuar como se hubiera operado desde el poder hace 30 años, bloqueando o cerrando el paso a otras expresionespolíticas; por ello se descarta que la indicación en el sentido de intentar impedir el evento de López Obrador haya salido desde Palacio de Gobierno o desde el bunker panista.

La percepción que sí se extendió fue la relacionada con la intolerancia de las autoridades de Córdoba hacia cualquier posible amenaza política, por así llamarla, en el marco del proceso electoral. Pareciera que en el lugar gobierna el capricho y no con la razón; la víscera y no el cerebro.

 

 

Nueva vista de AMLO

Aunque hubo presiones por parte de los presidentes de cooperativas  para que no acudieran a la cita, lo cierto es que la candidata al Senado del Movimiento de Regeneración Nacional, Rocío Nahle García, si se reunió con pescadores de Alvarado, donde  hizo un compromiso de campaña y un anuncio.

Uno de los que buscaron «torpedear» este encuentro, nos dicen, es el regidor Jaime Santiago Rojas, quien habría amenazado a varios de sus colegas y se inventó una reunión para impedir que fueran a conocer las propuestas de Morena.

El ex edil ahora trabaja para el PRI, cuando años atrás se decía operador político del PRD.

En Alvarado, Rocío Nahle atendió a quienes llegaron por su propio pie y les adelantó que será senadora y que está interesada en participar en la Comisión de Pesca, debido a la grave problemática que enfrenta el sector, y al abandono en que se encuentran los pescadores por la falta de apoyos gubernamentales.

Y la nota que dio la diputada federal con licencia es que ya hay una segunda gira  confirmada del abanderado presidencial de Morena, Andrés Manuel López Obrador, para el domingo 13 de Mayo, cuando estará en San Andrés Tuxtla, Cosamaloapan y Huatusco, un distrito que históricamente ha sido priista.

 

 

Policías en la mira

Contrario a lo que se hubiera visto en los anteriores gobiernos, donde se protegía a los delincuentes y se fomentaba la impunidad en todos los niveles, la autoridad estatal ha dado muestras de que en esta administración no hay tolerancia para conductas fuera la ley.

Una muestra de ello se registró el pasado 21 de abril, cuando nueve elementos de la policía de Naolinco fueron detenidos por su probable participación en el secuestro de un comerciante.

Sobre ese tema, la Fiscalía General del Estado informó que los detenidos ya fueron vinculados a proceso, por lo que pasarán al menos un año recluidos.

La noticia llega 4 días después de que el presidente municipal panista de ese lugar, Roberto Carlos Reyes Aguilar, sostuviera que sus policías son inocentes. Sin embargo, los elementos con los que cuenta la Fiscalía dicen lo contrario.

Al final, sin importar lo que dijo el alcalde panista, los elementos de la corporación serán enjuiciados. Ya el juez determinará la responsabilidad de los probables involucrados, pero en tanto queda claro que en la actuación de la Fiscalía no hubo consideración política alguna. Bien. @luisromero85

Compartir