La vuelta a Veracruz en un teclazo

Se les acabó Duarte

Por Yamiri Rodríguez Madrid

Finalmente este martes, Miguel Ángel Yunes Márquez aceptó su derrota en la contienda por la gubernatura veracruzana. Un día antes había hecho lo propio, con gran altura política, el priista Pepe Yunes. Así, Cuitláhuac García será el próximo gobernador de Veracruz en lo que, esperemos, sea una transición tersa.

Hace dos años, cuando los yunistas llegaron al gobierno estatal, maltrataron a muchos colaboradores por el simple hecho de haber trabajado con una administración priista. Con prepotencia llegaron a muchas oficinas exigiendo a gritos las renuncias; otros, rayando en la locura, acusaban a quienes tenían puestos de jefatura de gobierno para arriba, que “apestaban a Duarte”.

La derrota de los Yunes azules se cimienta en acciones como estas, en falsas esperanzas que crearon de volver la paz al estado y terminar con la inseguridad en seis meses, cuando ellos mismos sabían que era imposible arreglar la catástrofe que se causó en 12 años. Pero nadie los obligó a prometer eso en campaña y, como por la boca muere el pez, fue uno de los clavos en el ataúd panista.

Pero el mayor sin duda, es haber creído que Javier Duarte y compañía seguirían siendo redituables en esta elección. Durante los 90 días de campaña se viajó a Houston para recordarle a la gente cómo vivían los duartistas en los Estados Unidos; se correteó a Karime Macías en Londres para que a nadie se le olvidara todo lo que se robaron. Pero no, no fue suficiente. A la gente no le interesó que prácticamente todo el anterior gabinete estuviera en el penal de Pacho Viejo, mientras siguieran las ejecuciones, los robos, las extorsiones y los secuestros.

La gente no votó ahora con ánimo de revancha a quienes saquearon a Veracruz, sino desilusionados porque el cambio que se prometió hace dos años, nada más nunca llegó.

Y la cereza en el pastel fueron los familiares y amigonovias de funcionarios de primer nivel impuestas como candidatas y candidatos. Al PAN, al igual que al PRI, le urge recomponerse. Esperemos que seis años les sean suficientes y, a quienes el 1 de diciembre llegarán ahora al poder, aplicar ese viejo adagio que dice: cuando veas las barbas de tu vecino cortar, pon las tuyas a remojar…

@YamiriRodriguez

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here