La vuelta a Veracruz en un teclazo

Julio César Corro Lara, de los mejores lauderos de México

Por Yamiri Rodríguez Madrid

Para orgullo de Veracruz, hace apenas unos días el tlacotalpeño Julio César Corrro Lara fue reconocido por la Presidencia de la República con el Premio Nacional de Arte Popular, por su taller de laudería “Estanzuela”.

La laudería es el arte de construir instrumentos veracruzanos de cuerda y, este veracruzano, es un maestro en la materia, de ahí la distinción en la categoría de instrumentos musicales, en la que participó con la elaboración de una jarana.

Según lo explica, desarrolló durante dos meses una jarana primera, tallada en raíz de cedro con incrustación en hueso en forma de flor, ensamblado de ébano, tapa de abeto europeo y diapasón de cedro para participar en el XLIII concurso nacional que se lleva a cabo cada año por el Fondo Nacional para el Fomento de las Artesanías (Fonart).

Corro Lara es un personaje digno de presumirse, un promotor cultural incansable que ha llevado el nombre de Veracruz más allá de nuestro país, con su arte, con su música, pues es también director del grupo internacional de son jarocho “Estanzuela”.

Bien harían nuestras autoridades en promover visitas guiadas a los muchos talleres de laudería que, afortunadamente, tenemos en el estado, tanto en la Cuenca del Papaloapan como en la región de Alto Lucero, donde se hacen artesanalmente arpas.

Oaxaca lo hace extraordinariamente con sus talleres de barro, de alebrijes y de tejidos, generando economía para ayuntamientos que en su mayoría estaban empobrecidos. Veracruz podría hacer lo mismo en ambos puntos del estado.

En estas vacaciones ir a visitar el taller de laudería La Estanzuela, en la bella Tlacotalpan, resulta imperdible, no solo por conocer cómo se gesta un instrumento musical tan nuestro como la jarana, sino para que este arte no muera, para que Veracruz siga poniendo el ejemplo nacional e internacional.

@YamiriRodríguez

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here