La vuelta a Veracruz en un teclazo

El PRI, ¿en riesgo de perder su edificio en Córdoba?

Por Yamiri Rodríguez Madrid

Ahora que el Partido Revolucionario Institucional (PRI) ha iniciado su etapa de “sanación”, por llamarlo de una forma, bien haría su dirigencia estatal en hacer una revisión de qué es con lo que cuenta: no me refiero únicamente a los miembros activos del partido, sino a los bienes muebles que posee en todo el estado.

Un ejemplo de lo anterior, es la sede municipal tricolor en Córdoba, ubicada en la avenida 1 y calle 10, en pleno centro de la ciudad. El viejo edificio fue comprado por Dante Delgado Rannauro, cuando era gobernador y priista, pero, desde entonces, no solo no le han dado mantenimiento, sino que las escrituras no aparecen.

Si bien el inmueble prácticamente ya no vale nada por el mal estado en que se encuentra pues, por citarles un ejemplo, los baños son un terror, el terreno, de unos mil 200 metros cuadrados vale varios millones de pesos ya que el metro en esa zona está entre 8 y 10 mil pesos, pero los priistas no tienen cómo demostrar la posesión.

Hay quienes dicen que el notario encargado fue Amadeo Flores Espinoza, quien previo al proceso electoral de este año renunció a décadas de militancia para apoyar al candidato perdedor panista, Miguel Ángel Yunes Márquez, pero no hay rastro tampoco en el Registro Público de la Propiedad.

Otros priistas cordobeses afirman que Dante Delgado nunca puso el edificio a nombre del PRI, sino que fue a nombre de su suegro, Don Eduardo Morales o a nombre de uno de sus hermanos, pero, si eso hubiese sido cierto, al salir del partido, los hubiera despojado, cosa que no ha sucedido.

Lo que es un hecho es que los recibos de predial siguen llegando a nombre de Rubí viuda de Sánchez, quien en su momento fue la vendedora y ahora vive en la Península de Yucatán.

Hoy le urge al Comité Directivo Estatal comenzar a tramitar una adjudicación de su sede cordobesa, a fin de que la puedan rescatar y con esto vender o remodelar, así como revisar el estado en que se encuentran las demás.

La dejadez se da no solo en las mejores familias, sino hasta en los partidos políticos…

@YamiriRodríguez.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here