El pleito entre el fiscal Jorge Winckler y el gobernador Cuitláhuac García ya es en terreno abierto y con lo que tienen a la mano. Mientras el gobernador acusa a Winckler de inepto y corrupto (en lo que no anda muy errado), el fiscal dice que el mandatario estatal está pactando con sujetos como el ex titular de la SSP, Arturo Bermúdez Zurita, “en lugar de ponerse del lado de las víctimas”.

¡Aguas! Esta acusación es muy seria e imaginamos que el fiscal piensa que puede sustentarla. De lo contrario, puede que se meta en una bronca más gruesa de las que carga hasta el momento.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here