Hora Cero

De 15 proyectos de nuevos partidos, sólo uno o dos llegarían a 2024

Luis Alberto Romero

Veracruz no tiene antecedentes exitosos de partidos políticos locales; de hecho, en nuestro país no existe una experiencia de una fuerza política estatal con logros destacables, más allá de algunas alcaldías y diputaciones por representación proporcional. Fuera de ello, nada.

En el caso de Veracruz, probablemente el partido que más se aproximó a la consolidación fue Alternativa Veracruzana, AVE, que en las elecciones de 2013 obtuvo más de 200 mil votos en la entidad, para lograr el 6 por ciento de los sufragios.

Ese año, Alternativa Veracruzana ganó 16 ayuntamientos, pero en el proceso 2015-2016 su alianza con PRI, Verde, Panal y Partido Cardenista terminó por sepultarle. Hasta ahí llegó AVE.

En el caso de otras expresiones locales, como el Partido Cardenista o el Partido Revolucionario Veracruzano, estos realmente nunca tuvieron peso real; fueron creados como una estrategia del grupo en el poder estatal y como nacieron, murieron, con más pena que gloria; los partidos locales obtuvieron algunos triunfos en pequeños municipios; el PRV, una diputación local plurinominal pero fuera de eso, absolutamente nada; por consiguiente, terminaron por desaparecer y nadie, excepto sus dirigentes, los extrañaron.

Para el proceso electoral de 2018, en Veracruz  no existió un solo partido local.

Este año, al abrirse el periodo de registro de las agrupaciones políticas que buscan convertirse en partidos estatales, 15 asociaciones han acudido al Organismo Público Local Electoral; el 10 de enero se presentó Podemos y a partir de ahí comenzó un desfile que parece interminable de organizaciones.

A Podemos se sumó Fénix, Vía Veracruzana, Partido Campesino Popular, Partido México Blanco, Cambio, Partido Cardenista, Movimiento Veracruzano Intercultural, Todos por Veracruz, Vox Veracruz, Democracia Digital, Transparencia y Pluralidad, Partido Político Destino, Acción Pro México, Partido Encuentro Veracruzano y Unidad Ciudadana.

Algunas de esas agrupaciones sólo existen en el membrete, son proyectos de escritorio sin más aspiraciones que el acceso a las prerrogativas; no hay base de apoyo, trabajo político o proyecto; carecen de sustento y como surgieron van a desaparecer.

Por otro lado, es muy probable que dadas las facilidades que otorga la ley para el registro de nuevos partidos (25 asambleas distritales), al menos 5 de esas agrupaciones terminen por lograr el registro.

Con ello, después de carecer de partidos políticos locales en el proceso de 2017-2018, Veracruz se podría ubicar como la entidad del país con más expresiones de ese tipo.

En la actualidad, de acuerdo con datos del Instituto Nacional Electoral, sólo Guerrero aparece con cinco partidos locales, aunque en las elecciones del año pasado ninguna de esas fuerzas políticas llegó siquiera a 1.5 por ciento de los votos. El que mejor resultado logró fue el Partido del Pueblo de Guerrero, con 16 mil 500 votos. Ese pequeño partido, Coincidencia Guerrerense, Impulso Humanista, Socialista de Guerrero y Socialista de México, terminaron por dar lástima. Entre los 5, sólo acumularon dos de los 80 municipios de la entidad.

En contraparte, 14 estados del país no cuentan con partidos locales: Aguascalientes, Chihuahua, Colima, Guanajuato, Hidalgo, Jalisco, Michoacán, Nayarit, Quintana Roo, Sonora, Tabasco, Tamaulipas, Veracruz y Yucatán.

Con un partido local figuran Campeche, Ciudad de México, Coahuila, Durango, Estado de México, Nuevo León y San Luis Potosí; con dos, Baja California, Chiapas, Morelos, Puebla, Querétaro, Sinaloa, Tlaxcala y Zacatecas; y con tres, Baja California Sur y Oaxaca.

Lo destacable es que ninguno de los partidos políticos locales se ha logrado consolidar en sus respectivos estados.

En el caso de Veracruz, es muy probable que de las 15, únicamente 4 o 5 agrupaciones consigan su registro; en las elecciones intermedias de 2021 deberán conseguir más de 3 por ciento de los votos sin tener alianzas con otras fuerzas; será ahí cuando se realice la primera depuración para llegar a 2024 con solo uno o dos partidos locales. Veremos entonces cuál de esas opciones inició con verdaderos argumentos como para permanecer. @luisromero85

Compartir