Al pie de la letra

Coatza: ¿la rescatarán?

Raymundo Jiménez

El próximo jueves 21, en Coatzacoalcos, será instalada la “Mesa Intersecretarial de Seguridad” que será presidida por el secretario de Seguridad Pública y Participación Ciudadana, Alfonso Durazo, quien de última hora decidió enviar al sur de Veracruz 600 elementos del Ejército, Marina y de la Policía Federal para combatir al crimen organizado que tiene asolada la región con ejecuciones y secuestros.

Pero lo que algunos sureños se preguntan es si Durazo sólo vendrá a tomarse la foto, igual que en el pasado reciente lo hicieron otros altos funcionarios federales, como el ex secretario de Gobernación, Miguel Ángel Osorio Chong, de quien dependía entonces todo el aparato de seguridad nacional.

El 17 de octubre de 2016, por ejemplo, Osorio Chong encabezó otra reunión de seguridad junto con el almirante Vidal Francisco Soberón Sanz, secretario de Marina, y Renato Sales Heredia, Comisionado de Seguridad Nacional. Sin embargo, en vez de mejorar, la situación empeoró ya que critican que los elementos federales sólo llegaron a Coatzacoalcos a divertirse y a comer bien en los hoteles porteños, dejando una millonaria cuenta sin pagar.

La atemorizada y enardecida sociedad sureña ya no está para más demagogia, como se lo acaban de echar en cara al alcalde Víctor Carranza.

Además, su esperanza está fincada en estas fuerzas federales que serán la base de la nueva Guardia Nacional. Si les fallan, no tendrían a quién más recurrir.

En Coatzacoalcos está claro quién es el objetivo principal, luego de que la madrugada de este lunes el Cártel Jalisco Nueva Generación (CJNG) colgó mantas frente a la Policía Estatal adjudicándose el secuestro y brutal asesinato de la empresaria Susana Carrera, cuyo cuerpo apareció decapitado el jueves 14.

El CJNG irrumpió en Veracruz hace 8 años identificándose como “Los Mata- Zetas”. Su primera acción espectacular tuvo lugar en septiembre de 2011, cuando arrojaron 35 cadáveres en el bulevar “Adolfo Ruiz Cortines” de Boca del Río, una tarde antes de que en el Centro de Convenciones del World Trade Center (WTC) iniciara el 11 Encuentro Nacional de Presidentes de Tribunales Superiores y Procuradores Generales de Justicia, por lo que dicha área hotelera estaba acordonada por elementos del Ejército, de la Marina y de la Policía Federal.

Desde entonces no han podido abatir a este grupo criminal que compró impunidad y complicidades para afianzarse en Veracruz durante el sexenio del ex gobernador Javier Duarte y fortaleciéndose aún más en los dos años siguientes del ex mandatario panista Miguel Ángel Yunes Linares.

El jueves de la semana anterior, al participar en las audiencias públicas que organizó el Senado de la República para escuchar opiniones sobre la Guardia Nacional, el gobernador Cuitláhuac García indicó que en Veracruz operan al menos seis cárteles de la delincuencia organizada que superan en capacidad y armamento a la policía local, por lo que consideró urgente la creación de la nueva corporación de seguridad federal. El principal es el CJNG.

 

HÉCTOR YUNES, ANTI MORENO

Este lunes, al atardecer, corrió como reguero de pólvora la versión sobre la licencia que Héctor Yunes Landa solicitó para separarse temporalmente de su cargo de diputado federal.

El rumor desató hasta la más absurda de las especulaciones, como esa de que el legislador priista sería incorporado a la administración del gobernador Cuitláhuac García como secretario de Gobierno en sustitución de Eric Cisneros, a quien le achacan la fallida operación en el Congreso local para remover al fiscal yunista Jorge Winckler, y quien acaba de ser tundido por el padre José Manuel Suazo, vocero de la Arquidiócesis de Xalapa, por unos desafortunados comentarios que hizo en contra dela Iglesia católica en noviembre de 2018 durante la presentación en la USBI de la UV de un libro cuyo autor es un afamado consultor en marketing político, amigo suyo.

Quién sabe qué planes tenga o trame Yunes Landa, pero lo único seguro es que no formará parte del gabinete de García Jiménez, pues sólo basta con leer la serie de artículos que el ex candidato del PRI a gobernador ha publicado últimamente en contra de la “ineptocracia” de Morena y de su líder moral, el presidente Andrés Manuel López Obrador, para descartar esa inverosímil posibilidad. Inclusive la tarde de este lunes todavía tuiteó: “Desde 1857 existe la separación entre Iglesia-Estado. Sin embargo, hoy la laicidad está también en riesgo, cuando el gobierno intenta entrometerse en temas de credos. Una vez más urgimos a la 4T respete los límites #Veracruz.”

Pero además ha trascendido que su licencia sólo sería para ausentarse del cargo por tres días.

Otra suposición más verosímil es que Yunes Landa, quien aspira a contender nuevamente por la gubernatura en 2024, se dedicaría de tiempo completo a construir el nuevo partido político local “Todos por Veracruz”, el cual le garantizaría su acceso directo a la boleta electoral en la próxima sucesión estatal si es que en el PRI le regatearan la nominación.

Y es que el sábado anterior, el ex senador priista acompañó a Jorge Uscanga Escobar a la comida del 12 aniversario de la fundación de su asociación política Concertación Veracruzana, en la que coincidieron otros actores políticos del estado que están muy resentidos con los morenistas porque hasta ahora no han sido correspondidos por el apoyo que les dieron en el proceso electoral del año anterior.

Ya se verá en la elección intermedia de 2021, cuando se elijan alcaldes y diputados locales, qué tan desgastados llegan los de Morena como partido en el poder.

En una de esas y hasta se cumple el aventurado pronóstico de Uscanga Escobar, de que la clase política veracruzana resurgirá con más fuerza. ¡Órale!

Compartir
Artículo anteriorRúbrica
Artículo siguienteEn la mira

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here