La vuelta a Veracruz en un teclazo

El jueves negro del Secretario de Seguridad

Por Yamiri Rodríguez Madrid

Esta semana que recién concluyó fue particularmente sangrienta para el Estado de Veracruz. A pesar de detenciones menores que se hacen todos los días de delincuentes, la entidad sigue desbordada en sangre.

Tan solo el pasado jueves 21, mientras la autoridad estatal reportaba la detención de un asaltante de boutiques, sí, de boutiques en la capital del estado, los ciudadanos estaban consternados por el secuestro de una mujer, empleada del Casino Español y por quien sus vecinos de una unidad habitacional estaban haciendo cooperación para intentar rescatarla.

Mientras la autoridad estatal afirmaba que el homicidio doloso tuvo una disminución del 19.55 por ciento, la extorsión, 10.91 por ciento y el robo de alto impacto, en todas sus modalidades (de vehículos, a negocios, casa-habitación, transeúnte y de ganado), bajó un 15.57 por ciento, en Soledad Atzompa 6 presuntos maleantes fueron linchados. La gente de toda la región de la Sierra de Zongolica está harta de ser blanco de los delincuentes sin que nadie haga algo al respecto.

Sin ser justificación, esa misma semana, el ex presidente municipal de Tequila, Sergio Heriberto Domínguez Cid, fue secuestrado, justo cuando salía de dar clases de una telesecundaria en una comunidad.  El jueves, supuestos delincuentes intentaron hacer lo mismo con otros maestros que iban a sus domicilios luego de concluir sus clases, por lo que la policía comunitaria los quemó.

Una vez más dicen que redoblarán la vigilancia en la zona montañosa central veracruzana, pero ni para los maleantes eso es suficiente como lo hemos visto.

Ese mismo jueves negro en el municipio de San Juan Evangelista, en el sur del estado, se registró un ataque armado a la Comandancia Municipal por integrantes de un convoy compuesto por dos camionetas Cherokee y dos vehículos Sedán. Si bien no hubo bajas ni heridos, es otra muestra más de que el estado está desbordado, sobrepasado por la delincuencia.

En el comparativo de incidencia delictiva de alto impacto, entre enero de 2018 y enero de 2019, en el delito de secuestro se tuvo un incremento del 254.55 por ciento, de 11 a 39 casos y el feminicidio pasó de 4 a 10, lo que significa un aumento del 150 por ciento.

Todos los días hay casos y más casos de violencia por lo que no solo este jueves ha sido negro para el Secretario de Seguridad Pública, Hugo Gutiérrez y el propio gobierno del estado, sino todos los días que han transcurrido desde que asumieron el cargo. Esperemos que los refuerzos les den oxígeno entre el baño de sangre que se vive.

@YamiriRodriguez

Compartir