Ulises Ruiz Ortiz, ex gobernador de Oaxaca acusado de ladrón, corrupto, desviador de recursos, represor, mafioso y otras lindezas, estuvo en nuestro estado como parte de su gira proselitista ya que quiere ser el próximo dirigente nacional del PRI. Si gana el oaxaqueño, el tricolor podrá presumir que como partido sigue conservando su esencia.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here