Desde el café

Como que aún no le cae el veinte

Bernardo Gutiérrez Parra

Ni las páginas de la Alarma de los años sesenta estaban tan teñidas de rojo como lo están hoy los portales de noticias de Veracruz. Este miércoles y en apenas unas horas dieron a conocer los asesinatos de doce personas.

Masacre en carretera de Papantla deja cuatro muertos. Encuentran asesinado a niño de once años en Las Choapas. Asesinan a estudiante de CONALEP en Veracruz. En San Juan Evangelista ejecutan de veinte balazos a un taxista. Ejecutan a joven dentro de una “talachera” en Cosoleacaque. Fuerza Civil abate a cuatro presuntos delincuentes en Zempoala.

En el caso del menor de once años, las investigaciones apuntan a que fue atacado sexualmente y hay un sospechoso detenido.

Nada de esto habla bien de la entidad y lo que viene a continuación tampoco: Veracruz, vetado para la Olimpiada Nacional por deuda con la Comisión Nacional del Deporte.

El director general de Turismo Deportivo Marco Antonio Virgen Martínez, dijo en conferencia de prensa: “Teníamos listo el escenario para traernos la Olimpiada Nacional, pero Veracruz está vetado porque Javier Duarte le dejó a la CONADE una deuda de mil millones de pesos”.

También siguen saliendo transas millonarias de la administración yunista. El Órgano de Fiscalización Superior detectó anomalías en 14 entes estatales por un daño patrimonial superior a los 500 millones de pesos en la Cuenta Pública 2017 durante la administración de MAYL, dice la información.

Sobre las ejecuciones, asesinatos con violencia o como se les llame, el gobierno de Cuitláhuac García tiene una postura: La violencia de hoy es consecuencia de que las administraciones pasadas solaparon la delincuencia.

En el caso de la impagable deuda la culpa es de Fidel y de Duarte. Y en el de los presuntos desvíos del anterior gobierno lo único que hay son notas informativas (Yunes desfalcó; Yunes desvió; Yunes defraudó) y hasta ahí.

Nada de eso está a discusión. Los veracruzanos saben de memoria que Fidel, Javier y Miguel Ángel dejaron un estado violento; que Duarte se dedicó al saqueo y que Yunes desvió cientos de millones a la campaña de su hijo.

Porque lo saben y porque estaban hasta el gorro de eso votaron por el honrado Cuitláhuac García, de cuya honestidad nadie duda, pero no todos están seguros de su capacidad para gobernar.

Como que aún no le cae el veinte de que ya es gobernador y sigue en campaña echando la culpa a los de atrás, cuando lo que ahora quieren sus gobernados es que resuelva los problemas que dejaron el trío de bandidos.

Ya son más de cien días de gobierno y la deuda crece, el desempleo también, la inseguridad se quedó a vivir en Veracruz, los políticos ladrones andan libres, doce ejecutados este miércoles dicen que la violencia continúa y no se ve por dónde Cuitláhuac vaya a poder con el paquete.

bernardogup@hotmail.com

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here