En busca de irregularidades titular de Sedarpa ordena dos auditorías a la dependencia

Francisco De Luna

Xalapa, Ver.-Por presuntos desvíos de recursos en la Secretaría de Desarrollo Agropecuario, Rural y Pesca (Sedarpa) se llevan a cabo dos auditorías y con base a ello procederán legalmente contra funcionarios de la pasada administración estatal.

De acuerdo con el titular de Sedarpa, Eduardo Cadena Cerón cuentan con un año para hacer los señalamientos en caso de que haya arbitrariedades en el manejo de los programas que otorga esta dependencia.

“Estamos bajo dos auditorías y quiero tener los datos de lo que se audita y de cómo va a salir para hacer las denuncias correspondientes si es que llegaran a existir, suponemos que sí como en otras secretarías”.

A decir del funcionario estatal, Sedarpa fue una secretaría muy opaca en el uso de los recursos, tanto que la federación se vio obligada a bloquear los apoyos federales, lo que ha dificultado apoyar a los campesinos veracruzanos.

Hasta el momento dijo desconocer cuántos casos y a cuánto podrían ascender los posibles malos manejos del dinero que fue destinado a Sedarpa y que a su vez tenían que ser distribuidos para el sector agrícola.

En ese contexto Cadena Cerón comentó que tal y como ocurrió en otras secretarías también podría ocurrir en Sedarpa y por lo tanto aseguró que sí se procederá legalmente en caso de ser encontradas y documentadas estas irregularidades.

Fue apenas el martes 2 de abril cuando los titulares de las secretarías de Educación de Veracruz (SEV) y Desarrollo Social (Sedesol), Roberto Zenyazen Escobar García y Guillermo Fernández Sánchez, acudieron a la Fiscalía General del Estado (FGE) a presentar denuncias por presuntos desvíos de recursos.

En el caso de la SEV fue porque supuestamente se entregaron 77 plazas magisteriales por las que la dependencia tuvo que pagar casi 6 millones de pesos en salarios retroactivos esto durante la administración panista que encabezó Miguel Ángel Yunes Linares.

Mientras que en el caso de Espacios Educativos el presunto daño patrimonial supera los mil millones de pesos, por obras inconclusas y un promedio de 500 construcciones abandonadas por las que se pagaron anticipos pero los avances no son significativos.

Y la otra situación fue la de Sedesol que se trata de la contratación de 287 vehículos sin que estos pasaran por licitación y por la que se tuvieron que pagar más de 55 millones de pesos durante 2016-2018.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here