La vuelta a Veracruz en un teclazo

Teodoro Cano y el homenaje a la cultura Totonaca

 

Por Yamiri Rodríguez Madrid

Este martes se fue uno de los grandes y más completos artistas veracruzanos, el maestro Teodoro Cano. Se dedicó al grabado, a la pintura, a la ilustración, a la escultura y al muralismo. Siempre orgulloso de sus raíces orígenes, la cultura totonaca estaba presente en sus obras.

En su larga trayectoria fue reconocido con 13 medallas, 50 diplomas y demás reconocimientos.  Montó más de 40 exposiciones en México y en el mundo. Universidades, como la de Kyushu, en el distrito de Fukuoka en Japón lo invitaban como jurado y conferencista.

Para fortuna de los veracruzanos, mucha de su obra es hoy legado para nuestro estado. En el Centro de Especialidades Médicas Dr. Rafael Lucio está Historia de la Medicina; su escultura, El Cristo Redentor, en Tihuatlán o el mural de relieve, Homenaje a la cultura totonaca, en pleno corazón de su natal Papantla, por mencionar solo algunas de sus obras.

Su talento y pasión por el arte lo hicieron director de la Facultad de Artes Plásticas de la Universidad Veracruzana. También fundó y estuvo a cargo de los Talleres Libres de Arte de la UV en Papantla. Aprendió de los grandes, de sus maestros Diego Rivera y de José Chávez Morado, a quienes asistió como ayudante en los murales pintados en la Ciudad Universitaria de la UNAM.

Toda una institución en el estado y en el país. En 1974, el entonces presidente de la República, Luis Echeverría Álvarez nombró a Teodoro Cano coordinador del Movimiento Nacional de Muralismo y Expresión Plástica en el Medio Rural.

A pesar de todos sus logros artísticos, el maestro, orgullosamente veracruzano, fue siempre un hombre sencillo en el trato, a quien frecuentemente lo podía uno ver caminar por las calles de Xalapa. Descanse en paz.

@YamiriRodriguez

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here