Los aficionados a los Tiburones Rojos, cada vez más a disgusto y más avergonzados por los resultados en el pasado torneo, recibieron este lunes la noticia de que el equipo no pierde la categoría.

Esperemos que el empresario aproveche la experiencia y esta segunda oportunidad para presentar un proyecto deportivo que garantice un cuadro competitivo; y para evitar que el equipo siga como el hazmerreír del torneo.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here