La expulsión de los diputados Nora Jessica Lagunes Jáuregui y Enrique Cambranis Torres de la bancada panista en el Congreso de Veracruz se concretó este jueves.

Sergio Hernández, coordinador de la fracción, notificó que el PAN se quedará con 11 de los 13 diputados que tenía, con lo que el blanquiazul se queda con poco más de 20 por ciento de las curules en la Legislatura del Estado.

A ver cuánto le dura el gusto al coordinador, porque de entrada, la diputada Lagunes Jáuregui adelantó que impugnará dicha decisión ante los tribunales; y advirtió que Sergio Hernández tiene las horas contadas como líder de la fracción.

Y tiene razón; la permanencia de Hernández depende de que el grupo de Pepe Mancha gane la elección interna que será repetida, porque si Joaquín Guzmán Avilés se impone, entonces quien tendrá que hacer maletas será Sergio Hernández.

Compartir