Pluma negra

Comparte

Las despensas del Covid-19

Regreso a clases

 

Ignacio Alvarez

La psique del encierro domiciliario que este lunes cumple el primer mes, la información desorganizada que fluye a mares, el hacinamiento en los hogares propios y de renta,  la desesperación de millones de familias que no soportarán más sin ingresos y el inminente avance del invisible pero mordaz virus del Covid-19 que ayer alcanzó a 864 mexicanos más, despertó ya la ambición de los carteles políticos que no están dispuestos a perder territorios y ganar simpatías en un alevoso aprobéchamiento de las situación.

El asunto de fondo es sin duda, lucrar con el hambre que ya se empieza a sentir en los hogares veracruzanos y que en la mayoría de las familias, significa una verdadera.

Ante la imposibilidad de ofrecer cualquier otro tipo de ayuda por las reglas dictadas por el gobierno y organismos internacionales que se sintetizan en tres palabras; Quédate en casa, la opción más viable es la entrega de despensas, ayuda condicionada a logos, cartas, colores partidistas, personalizadas y entregadas de manera personal sin precaución sanitaria alguna; la ambición política por encima de la salud de los ciudadanos, que orillados por la desesperación se arriesgan a recibir el saludo del político que acompaña la despensa.

En el puerto de Veracruz, además de las 33 mil despensas que se entregan mensualmente por el ayuntamiento, se dispuso de más recursos para llevar apoyos alimentarios a los domicilios; los diputados del PAN de la conurbación Veracruz-Boca del Río, no desperdician la oportunidad y entregan también las suyas con una carta dirigida a sus militantes, pero se dan a todas las personas con una clara intención política.

En Juchique de Ferrer un ex diputado y actual subprocurador de la Procuraduría del Medio Ambiente apodado el Gallo Bolos, llevó despensas que quiso repartir personalmente, pero la alcaldesa de ese lugar, Emilia Portilla de plano le prohibió el acto y se hicieron de palabras, en un vergonzante  show transmitido en vivo por las redes sociales.

La alcaldesa de Tamiahua, Ciltali Medellín que en los primeros días de marzo puso el ejemplo al cerrar las fronteras de su municipio para la evitar el contagio, este fin de semana cayó en la tentación de llevar despensas a familias vulnerables, sin las medidas sanitarias suficientes recomendadas por las autoridades de salud.

Un caso más fue la transmisión de descarga de un camión de despensas en el domicilio de la diputada Ana Miriam Ferráez en la ciudad de Xalapa, las despensas pertenecen al DIF estatal, este caso llevó a otros políticos a interponer una denuncia en contra de la directora de ese organismo,  Rebeca Quintanar.

Y así, se suman decenas de casos más en todo Veracruz, en que los políticos buscan un protagonismo para ser recordados después de la crisis sanitaria y económica que se agudiza con el paso de los días. Y es que en el 2021 habrá elecciones por eso hoy ocupan el hambre de los ciudadanos para quedar impregnados desde ahora en las intenciones del voto del próximo año.

 

Regreso a clases

Se acabaron las vacaciones. Este lunes millones de alumnos de todos los niveles regresan a clases, sólo que será de manera virtual, a través de las Tecnologías de la Información y de la Comunicación, maestros y alumnos reinician actividades después de un mes de vacaciones por Semana Santa.

Lo que fue una medida preventiva tomada por la Secretaria de Educación Pública el pasado 15 de marzo, se ha extendido de manera indefinida y todo parece indicar que no habrá regreso a las escuelas al menos en este ciclo escolar.

Ahora maestros y alumnos deberán trabajar de manera sincronizada a través de los equipos domésticos y reportar tareas en los horarios asignados; los celulares pasaran del ocio y el entretenimiento a una utilidad real, una prueba que deberán pasar magisterio y estudiantes.

Corresponderá también a los padres de familia convertirse en la figura de prefectos o auxiliares escolares para vigilar que sus hijos atiendan las transmisiones de las clases y sus respectivas tareas.


Comparte