Los anuncios del PRI, Movimiento Ciudadano y PAN en el sentido de que expulsarán a sus diputados que votaron a favor de la Reforma Electoral en el Congreso de Veracruz sólo son mediáticos.

Esa medida en nada beneficia a los ciudadanos, pues si se concreta la salida de los legisladores “traidores” de los partidos que los abanderaron, todo seguirá igual; es decir, seguirán respaldando las decisiones de la bancada de Morena.

Los verdaderos afectados por la reforma son el tricolor, el blanquiazul y el partido naranja, que verán sus prerrogativas irse a la mitad.

Compartir