2021, elección ordinaria en condiciones marcadamente extraordinarias: INE Veracruz

Redacción Hora Cero

El pasado 7 de septiembre de 2020 se instaló en sesión extraordinaria el Consejo General del Instituto Nacional Electoral para dar formalmente inicio a los preparativos del Proceso Electoral Federal 2020-2021, cuya jornada electoral tendrá lugar el domingo 6 de junio de 2021.

Corresponde ahora al Consejo Local del Instituto Nacional Electoral en el Estado de Veracruz proceder a instalarse en sesión extraordinaria para dar continuidad a los trabajos encaminados a garantizar la renovación pacífica y paritaria de la Cámara de Diputadas y Diputados al Congreso de la Unión.

«Nos encaminamos a una elección ordinaria en condiciones marcadamente extraordinarias por sus dimensiones y complejidad, y por los afinados procedimientos implantados para la vigilancia cuantitativa y cualitativa para la recepción y cómputo de los sufragios, lo mismo que para la realización de los trabajos colegiados y para muestra el formato en el que nos hemos reunido este día; asimismo, por los modelos en que se realizarán las campañas y por los alcances en la cobertura noticiosa, entre otros rubros igualmente delicados; todo ello enmarcado en un escenario de pandemia mundial que por sí mismo implica un desafío mayúsculo», dijo en su mensaje el consejero presidente Josué Cervantes.

Asimismo, el funcionario electora abundó que el desafío es mayúsculo, por lo que para solventarlo exitosamente llaman a todas y todos a concitar esfuerzos: autoridades electorales, actores políticos, personas líderes de opinión, medios de comunicación y ciudadanía en general.

El Instituto Nacional Electoral -prosiguió-, cuenta entre su principal activo con un Servicio Profesional Electoral Nacional comprometido con el ideal democrático y con el convencimiento pleno de cumplir los objetivos institucionales, producto, esto, de la experiencia acumulada durante 30 años de hacer elecciones muchas veces en condiciones adversas y de la formación y desarrollo al que está sujeto como parte de la evaluación del desempeño, por lo que no hay improvisación ni ocurrencias en su actuar; pero, bizarro al fin como es nuestro procedimiento electoral, garantizar la celebración periódica y pacífica de esas elecciones no ha sido ni es una tarea que dependa sólo de un cuerpo profesional por muy comprometido que esté con la misión y visión institucional.

«Hacer elecciones de calidad de exportación, si se me permite el calificativo y para ello están de muestra las múltiples misiones internacionales de las que el INE ha sido parte, depende esencialmente de una ciudadanía que acompañe las más trascendentes tareas dentro del proceso: nada menos, como que los votos son recibidos, clasificados y contados por personas que en ningún sentido trabajan en el INE. Son nuestras vecinas y vecinos, con mucha frecuencia algún familiar o amistad y, sin duda, personas totalmente ajenas a quienes contienden en la justa comicial», expuso el Consejero Presidente.

 

Compartir