Hora cero

El informe de seguridad en Veracruz

Luis Alberto Romero

Este lunes, el gobernador de Veracruz, Cuitláhuac García Jiménez, se refirió al trabajo realizado por su administración en el combate a la inseguridad y al delito.

Más allá del discurso, llaman la atención los datos duros, concretos, aportados por el ejecutivo veracruzano en el marco de su Segundo Informe.

Cuitláhuac García se refirió al trabajo coordinado entre las áreas de seguridad de Veracruz, Chiapas, Hidalgo, Oaxaca, Puebla, San Luis Potosí y Tabasco, a efecto de implementar un blindaje en las zonas limítrofes.

Destacó el aseguramiento de mil 316 armas cortas y 455 largas, siete mil 915 cargadores, más 131 mil municiones, 23 granadas de fragmentación, y 871 kilos de pirotecnia.

Habló además de dos millones 406 mil 664 dosis de marihuana, 22 mil 916 de cocaína, 57 mil 172 de cristal y seis mil 266 pastillas psicotrópicas; así como 759 mil 237 litros de hidrocarburo y 346 tomas clandestinas, 3 mil 492 vehículos asegurados y 4 mil 264 recuperados; también, más de seis mil rescates humanitarios, 270 de personas privadas ilegalmente de su libertad y 75 secuestradas.

El mandatario veracruzano señaló que durante este año se logró la captura de 32 jefes de plaza y más de dos mil miembros de grupos delictivos generadores de violencia en la entidad; además de cinco mil 606 personas por delitos del Fuero Común y dos mil 567 del Fuero Federal.

La fuerza de seguridad estatal aumentó de menos de 2 mil elementos en 2018 a más de 4 mil cien en 2019; es decir, más de doble; ahora hay cinco mil 300 efectivos, sin contar con los mil 538 efectivos enviados por la Guardia Nacional; y los mil 80 de la Secretaría de la Defensa Nacional.

Los datos aportados por el gobernador de Veracruz sobre el tema de la seguridad pública y el combate al delito podrían decir poco; sin embargo, son útiles para analizar los resultados que en la materia ha ofrecido la administración estatal.

Por ejemplo, en su mensaje, Cuitláhuac García destacó el incremento en el número de elementos de la policía estatal; ese aumento sirve para entender cómo pudo Veracruz bajar la incidencia delictiva en los últimos dos años.

Al corte de septiembre de 2020, la entidad acumulaba poco más de 58 mil 400 delitos; dicha cifra representa una reducción considerable con relación a los años anteriores. Entre 2017 y 2018, periodo en que la administración estatal era encabezada por Miguel Ángel Yunes, se cometieron en Veracruz más de 127 mil delitos.

Durante el periodo en que Jaime Téllez Marié era titular de la Secretaría de Seguridad Pública, el gobierno estatal fue sumamente ineficiente a la hora de prevenir el delito; por si fuera poco, la sospecha de corrupción en el tema de las cámaras de vigilancia representa una mancha que opaca cualquier trabajo en el área.

Más datos: en el bienio de Yunes Linares se registraron en la entidad más de 3 mil 200 homicidios dolosos; más de 200 feminicidios y casi 52 mil robos.

Hoy, las cuentas que presentó Cuitláhuac García consignan una mayor inversión en el área y un aumento significativo en el número de elementos destinados a combatir el delito en la entidad. @luisromero85

Compartir