UV y El Colegio Nacional presentaron catálogo Vicente Rojo, 80 años después

Redacción Hora Cero

La Universidad Veracruzana (UV) y El Colegio Nacional presentaron el libro-catálogo Vicente Rojo. 80 años después. Cuaderno de viaje de Francisco Rojo Lluch en el vapor Ipanema. Burdeos-Veracruz, junio-julio de 1939, la noche del jueves 3 de diciembre en el canal de YouTube de El Colegio Nacional. 

Se trata de una historieta pictórica que reconstruye las experiencias de Francisco Rojo Lluch, exiliado español, en su travesía por México, en 1939. 

Los comentarios estuvieron a cargo de la rectora de la UV, Sara Ladrón de Guevara; Vicente Rojo, pintor y artista plástico; Carlos Torralba, artista plástico y académico de la UV, y Javier Garciadiego, miembro de El Colegio Nacional. 

Previo a la participación de los invitados se presentó un video sobre cada una de las obras del maestro Vicente Rojo, realizado por Ángel Rubén Cuéllar Martínez, de esta casa de estudios, el cual permite un acercamiento a la exposición que fue inaugurada el pasado 19 noviembre en la Unidad de Servicios Bibliotecarios y de Información (USBI) de Boca del Río. 

Sara Ladrón de Guevara agradeció de manera personal e institucional a El Colegio Nacional por llevar la exposición de Vicente Rojo a la región Veracruz, puerta de tantas llegadas a México, como lo fue el exilio español hace 80 años. 

Comentó que el cuaderno de viaje de Francisco Rojo Lluch fue representado por su hijo Vicente Rojo con un amor sublime, en pinturas que son exhibidas en USBI de Boca del Río. 

“Es recreada con sensible maestría mediante el lenguaje plástico y pictórico, expresión profundamente humana que relata un momento en la experiencia de vida de su padre.” 

Expresó que se trata de una excelsa creación de narrativa visual que cuenta una historia con fundamento, donde el relato es representado mediante el color, la forma, la proporción, la imagen en multiplicidad creativa. 

“Es una obra ejemplar en la que un artista plástico reconstruye gráficamente las experiencias de su padre en su travesía a México hecha en 1939, en uno de los barcos llamados de la libertad: Ipanema.” 

Con respecto al libro-catálogo, la Rectora de la UV dijo que la edición fue en conjunto con El Colegio Nacional, a la que sumaron la Universidad Autónoma de Nuevo León, el Museo de Artes de la Universidad de Guadalajara y el Centro Cultural Jardín Borda, de Cuernavaca, Morelos. 

“Reafirma la memoria que articula presente con pasado, registro escrito en emocionalidad de una travesía que es elevada a la sublimidad estética de Vicente Rojo. 

”Gran obra que reinventa la narrativa histórica hecha imagen, gran homenaje al sufrimiento de quienes vivieron la amarga experiencia del exilio y el dulce renacer del refugio hermanado de México.” 

Vicente Rojo, pintor y miembro de El Colegio Nacional, agradeció a los asistentes los mensajes sobre su padre, Francisco Rojo, quien formó parte de ese 90 por ciento de españoles refugiados que llegaron a México. 

Contó que siempre le gustó pintar, pero no quería ser pintor, fue cuando llegó a México que se dio cuenta que un pintor es un personaje importante. 

“Una de las maravillas que tiene México es la de recibir, cuidar y enriquecer la labor de todos los exiliados españoles, de los que yo fui uno de ellos.” 

En tanto el historiador Javier Garciadiego dijo que colaboró en este catálogo con un texto de carácter histórico donde plasmó una idea que venía sosteniendo desde hace mucho tiempo: el exilio republicano español no es un exilio de intelectuales. 

“Si consideramos que llegaron a México cerca de 25 mil españoles, de los cuales más de 800 eran considerados intelectuales, la mayor parte de los varones que llegaron eran profesionistas, médicos, ingenieros, abogados y muchos técnicos como el padre de Vicente Rojo, que es definido como técnico electricista o ingeniero mecánico electricista.” 

Mencionó que Francisco Rojo Lluch fue un valenciano radicado en Barcelona, España; se casó y tuvo cuatro hijos; trabajó 26 años para la compañía catalana de gas y electricidad, posteriormente fue parte de la administración obrera de dicha compañía. 

“Ante la derrota de la República, junto con su familia se fue a Francia, pero se tomó la decisión que él viajaría solo a México; 10 años después se reunió con su familia.” 

El artista y académico de la UV, Carlos Torralba, expresó que la obra de Vicente Rojo es muy luminosa, con grandes gotas de color, “es una verdadera alegría ver estas piezas”. 

Dijo que en el catálogo se pueden observar muchos encuentros y desencuentros que tiene Vicente Rojo, e Ipanema es el encuentro que ha tenido siempre en su obra. 

“Cuando se observan las piezas habla de la recuperación de la personalidad del artista, recupera una esencia y da como resultado una serie de piezas maravillosas que encontramos en esta exposición. 

”Es una manera de recuperar una de las propuestas que Vicente Rojo tiene, seguir disfrutando la obra plástica y el diseño editorial de esta escuela, que enriquecen su cultura visual con las obras de Vicente Rojo.” 

A la presentación asistió el vicerrector de la región Veracruz de la UV, Alfonso Gerardo Pérez Morales. 

Compartir