Hora cero

Comparte

Jorge Mier y el intento por heredar el cargo

Luis Alberto Romero

“Detrás de un gran hombre siempre hay una gran mujer”, decía el comediante Groucho Marx, en una frase que ha sido catalogada de machista y misógina, pero que algunos la siguen creyendo a pie juntillas y se la aplican a la medida, como el caso del alcalde de Emiliano Zapata, Jorge Alberto Mier Acolt, quien no conforme con el pésimo papel que ha desempeñado en la función pública de esa demarcación, ahora pretende imponer a su esposa, Doralina Quesada Sedas.

Escondido en su cubil edilicio, sin ninguna emoción social, como le ocurrió a su vecino de Xalapa, Jorge Mier Acolt ha pasado con más pena que gloria en una demarcación que enfrenta enormes retos tanto en el ámbito rural, como en la conurbación con esta capital, para atender problemas de vialidad, agua potable y seguridad, por la gran cantidad de feminicidios que se han registrado.

Lo más destacado de su gobierno, y así quedará registrado en los anales del Tribunal Estatal Electoral, fue el Juicio de Defensa Ciudadana que le ganó su síndica, Ana Paulina Martínez Murguía, según consta en el expediente TEV-JDC-614/2020. ¿El motivo? la Síndica exigió información para transparentar las pocas obras que el gobierno municipal ha realizado, a lo que Mier se negó.

Otra de sus acciones más destacadas, porque cree que la política y el gobierno es solo eso, ha sido el servir de tapete al gobernador Cuitláhuac García, a quien le habría pedido directamente que para continuar “la obra de transformación emprendida” en esta demarcación, conviene que sea su esposa, Doralina Quesada Sedas, la que continúe con la obra.

Por ello, durante el último año, desde el DIF municipal, la primera dama reforzó su activismo social, su presencia en toda la región y las acciones de programas que ha llamado “innovadores”, como el de “Con esperanza unimos familias”, para reunir a la diáspora migrante de veracruzanos radicados en Estados Unidos.

Parece que la señora se ha movido con recursos públicos, habría utilizado los programas sociales, pero no tiene ni idea de lo que Emiliano Zapata necesita para consolidar su desarrollo.

Aunque se sabe de buena fuente que el gobernador Cuitláhuac García Jiménez ha dicho a sus colaboradores que no traten de colocar e imponer a familiares, como se hacía en el pasado, un grupo de morenistas de este municipio le han recordado que él mismo se opuso al interés de herencia monárquica que intentó implementar en Veracruz Miguel Ángel Yunes Linares con su hijo Miguel Ángel Yunes Márquez.

Y así, empoderados, recientemente, estos morenistas zapatenses tomaron el toro por los cuernos y propusieron como precandidatos fuertes para las encuestas a Mariana Hernández, suplente de la diputada local Mary Callejas y a José Luis Jarvio, con tal de cerrar el paso a la esposa del munícipe.

Será este jueves o viernes cuando la lista de precandidatos quede depurada y se elija a este par de prospectos o a alguien que garantice un triunfo contundente en este municipio, que ante los malos resultados del actual alcalde, ya ha encendido la alerta roja en el bunker morenista estatal.

Aunque se sabe que Jorge Alberto Mier Acolt sigue cabildeando con diversos grupos, no se duda que lo saquen de la jugada, pidiéndole que  mejor se ponga a trabajar, que limpie el cochinero que tiene en su gobierno, para que al menos haga una entrega-recepción decorosa. @luisromero85


Comparte