En Xalapa, Grace también se llevó las promesas de apoyo: Minerva Salcedo

Comparte

Ing. Minerva Salcedo Baca

Grace provocó afectaciones en 103 colonias de Xalapa, una quinta parte de la ciudad. Hubo derrumbes de casas y techos, tuberías y muros dañados, deslaves, socavones y bardas, postes, mallas, árboles y cables caídos. Como siempre las pérdidas de enseres y documentos personales acontecieron principalmente en los hogares de la periferia, los que pertenecen a las familias con bajos recursos económicos. Los xalapeños humildes pierden todos o la mayoría de sus bienes y, como los compran a crédito, los seguirán pagando sin siquiera tenerlos.

A quince días de los daños causados por el huracán Grace en la capital, los xalapeños afectados siguen en la penuria, sin mejorar sus hogares y recuperar los enseres perdidos. La ayuda tan anunciada que vino a ofrecer el presidente López Obrador, sigue, como mucho de lo que dice, en alguna dimensión aérea. Es la hora en que no llegan los apoyos urgentes para los damnificados.

En mayo pasado, como estaban próximas las elecciones, Hipólito Rodríguez y Cuitláhuac García se comprometieron a construir en 2021 y 2022 los 4 colectores que necesita la capital para evitar inundaciones severas (División del Norte, Cuauhtémoc, Hernández Castillo y La Lagunilla a División del Norte). Ahora, Hipólito Rodríguez declara que no tiene recursos y que estas obras las hará la próxima administración municipal y la estatal. Apenas anunció el presidente Hipólito que, para el próximo año, el gobierno federal empezará la construcción de 50 casas para reubicar a familias.

Pero Hipólito Rodríguez se va en cuatro meses, solo se lava las manos prometiendo lo que no cumplió su administración. El presidente municipal debió haber construido dichas obras desde inicio de su gestión. Cualquier habitante de Xalapa sabe que, debido a su relieve y geografía, año con año Xalapa es afectada gravemente por los fenómenos meteorológicos. Además, la mitad de viviendas (54.8%) presentan cuarteaduras, grietas, filtraciones de humedad o goteras (Inegi)

¿En qué se ha traducido todo el “apoyo” ofrecido por López Obrador? Solo en mandar a personal de la Secretaría de la Defensa Nacional y de la Marina Armada de México a levantar ramas y árboles en calles y caminos, a limpiar algunas obras hidráulicas y que el gobernador Cuitláhuac García se saque fotos y videos posando en zonas de desastre. Pero los efectos de Grace continuaron afectando a xalapeños: el 3 de septiembre en el Fraccionamiento Lucas Martín hubo deslaves y una vivienda está a punto de colapsar. El día 4 apareció un profundo socavón en la Col. Margarita Morán Véliz, segunda sección. Y a la fecha, no hay apoyo alguno del gobierno Morenista.

En la mañanera del 25 de agosto, desde el Campo Militar en El Lencero, AMLO se apresuró a decir: “Vamos a dar a conocer las acciones que se están llevando a cabo desde antes de que entrara el huracán; había brigadas, se actuó con prontitud. El Gobierno Federal, el gobierno del estado y gobiernos municipales vamos a informar de lo que se hizo, de lo que se está haciendo y se va a seguir haciendo para ayudar a la gente”, “se va a apoyar con lo que necesite la gente afectada por las lluvias y por los derrumbes; se apoyará a todos los damnificados”.

AMLO ofreció levantar el censo de damnificados casa por casa para tener en ocho días nombres y daños de todos los afectados por el huracán. Este famoso censo ha sido levantado de manera súmamente sezgada: en muy pocas colonias de Xalapa, los siervos de la nación sólo pasaron con los vecinos que aparecen en las listas que llevan en mano, vecinos con clara filiación política de Morena. Lo mismo denuncian veracruzanos de otros municipios. Ni antes ni después de Grace, el gobierno atendió a la población, como lo prometió AMLO.

A lo largo y ancho del estado solo hay denuncias reclamando apoyo inmediato con agua potable, despensas, cobijas y láminas para los hogares, pues las familias están sin alimentos y a la intemperie. De esto nada dijo en su pasado informe AMLO. El presidente dijo que no habría “límite presupuestal” en Veracruz. El estado dispone de más de 100 millones de pesos del Fideicomiso Estatal de Desastres, que en algo serviría para estos apoyos urgentes, pero no se ha informado cómo se ha usado ese recurso. Opacidad y engaños.

El pueblo trabajador solo podrá conquistar una mejor vida y protegerse ante los embates de los fenómenos meteorológicos si se organiza y educa políticamente para cambiar su situación y la de su entorno. Necesita hacer valer su fuerza en número y calidad, pues es el único creador de la riqueza social. Para esto es necesario también desenmascarar a los falsos gobiernos que transforman el país solamente en sus discursos.


Comparte