En la impunidad, feminicidios contra periodistas en México

Comparte

Juan David Castilla

La asociación civil Comunicación e Información de la Mujer criticó que durante el sexenio de Andrés Manuel López Obrador, de los dos casos de feminicidio de periodistas, ninguno ha llegado a sentencia, registrándose el 100 por ciento de impunidad.

Durante el Día Internacional para Poner Fin a la Impunidad de los Crímenes Contra Periodistas, que se conmemora cada 2 de noviembre, la organización mencionada sostuvo que los avances en las investigaciones por estos casos han sido casi nulos.

De los casos de feminicidios de periodistas que registra CIMAC de
2005 a la fecha, solo hay ejercicio de
acción penal en uno de éstos, quedando en la impunidad el 95 por ciento.

La asociación muestra que, de acuerdo con datos del Mecanismo para la Protección de Personas Defensoras de
Derechos Humanos y Periodistas, de la
Secretaría de Gobernación (Segob), de los 47 periodistas asesinados, solo se ha dictado sentencia en cinco casos, lo que representa el 10.63 por ciento.

Por su parte, la Fiscalía Especializada en
Delitos contra la Libertad de Expresión
registra que de los 265 casos donde se
contemplan a víctimas directas mujeres de agresiones, se ha ejercido acción penal en el 17.4 por ciento de éstos (46 casos), por lo que prevalece un 82.6 por ciento de impunidad.

Según la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (UNESCO), el año pasado 62 periodistas de todo el mundo murieron solo por hacer su trabajo.

“Muchos perdieron la vida mientras cubrían conflictos. Sin embargo, en los últimos años ha aumentado el número de trabajadores de medios de comunicación que murieron fuera de las zonas de conflicto”, sostiene el organismo especializado del Sistema de las Naciones Unidas (ONU).

La UNESCO indica que la impunidad ante la muerte de periodistas es muy alta, pues nueve de cada 10 casos quedan en esa situación.

Cabe recordar que en Veracruz han sido asesinados cuatro reporteros en lo que va de esta administración estatal.

El caso más reciente fue el de Jacinto Romero Flores, quien fue ultimado a balazos en la comunidad Potrerillo, municipio de Ixtaczoquitlán, ubicado en la zona central montañosa de Veracruz, el pasado 19 de agosto.


Comparte