Comparte

La confrontación con los senadores Ricardo Monreal y Dante Delgado podría complicarle el escenario al gobernador veracruzano, quien a pesar de contar con dos de los tres senadores del estado –Gloria Sánchez Hernández y Ernesto Pérez Astorga–, no debe pasar por alto que dichos integrantes de la Cámara Alta no son improvisados; tienen trayectoria, influencia en el Senado y peso en materia política, de tal manera que podríamos estar ante el error de cálculo más costoso para el actual mandatario de la entidad.


Comparte