Charla de “Tardes de Ciencia” tratará sobre microorganismos extremófilos

Comparte

Redacción Hora Cero

“Microorganismos extremófilos y su importancia en el desarrollo sostenible”, será el tema de “Tardes de Ciencia” del próximo 19 de abril, y será impartido por María Guadalupe Sánchez Otero y Rodolfo Quintana Castro, académicos de la Facultad de Bioanálisis de la Universidad Veracruzana (UV), región Veracruz.

La plática será transmitida a partir de las 17:00 horas a través de Facebook Live, en “SabadosenlaCienciaXal”, y de la sala virtual Cisco Webexhttps://sabadosenlaciencia.webex.com/meet/tardesdeciencia

María Guadalupe Sánchez dijo que esta actividad de divulgación científica tiene el propósito de generar fascinación, curiosidad y despertar el interés por la ciencia, tanto de niños como de adultos.

La colaboración que mantiene con su colega los ha llevado a dar continuidad al trabajo con bacterias extremófilas en aislamiento e identificación de moléculas de interés.

Los microorganismos extremófilos son todos aquéllos capaces de tolerar y vivir de manera óptima en condiciones físicas y químicas que para los seres humanos resulta imposible, explicó.

“Estamos hablando de altas temperaturas entre los 50 y 80 grados centígrados o en el fondo del mar, al lado de fuentes hidrotermales donde las temperaturas exceden los 100 grados, en lugares muy fríos, con mucha salinidad, muy poca agua y pH ácido y alcalino, o una gran radiación.”

El nombre de cada uno de ellos hace alusión a la condición extrema que toleran como: alcalófilos, xerófilos, acidófilos, termófilos, metalófilos, por citar unos ejemplos.

El interés científico los llevó a estudiarlos, así como las biomoléculas que estos microorganismos producen, particularmente los termófilos que resisten temperaturas elevadas, lo cual les da ventajas de aplicación industrial muy importantes.

Por esta razón, es necesario que los niños conozcan la existencia de estos microorganismos extremos que causan fascinación y sorpresa al ver que muchas de las cosas que están al alcance de sus manos se producen con enzimas de este tipo como: detergentes, tratado de las pieles, polimerasa, proteasas usadas para modificar carne.

“También están las lipasas para modificar quesos y otras muchas encimas que se usan para los productos y abren la puerta a una visualización distinta del quehacer industrial más amable.”

Es decir, si los procesos industriales agresivos o catalizadores tóxicos se sustituyen por estas enzimas, se propiciará una producción sostenible y amigable con el medio ambiente.

María Guadalupe extendió la invitación al público en general para que conozcan los microorganismos extraordinarios, incluso “podrían explicar el origen de la vida en el planeta, o abrir nuevas fronteras de entendimiento de otros lugares donde pudiera haber vida fuera de la tierra”.

 


Comparte