Protestan en Plaza Lerdo por despidos injustificados en Coatzintla

Comparte

Juan David Castilla

Más de 50 personas protestaron frente a Palacio de Gobierno para denunciar que fueron despedidas injustificadamente del ayuntamiento de Coatzintla y señalar al alcalde César Ulises García Vázquez de violentar las condiciones generales de trabajo.

Los quejosos se plantaron en Plaza Sebastián Lerdo de Tejada con lonas, donde pidieron la intervención del gobernador Cuitláhuac García Jiménez para que cesen las violaciones al contrato colectivo de trabajo.

“Por la defensa de nuestro contrato colectivo de trabajo”, se leía en algunos de sus mensajes.

Los exempleados de base, en su mayoría madres solteras, viajaron desde la zona norte del estado hasta la capital, donde amagaron con permanecer en plantón hasta que sean atendidas sus demandas.

De acuerdo con Enrique Ramírez López, representante del Sindicato Mártires de Río Blanco del Municipio de Coatzintla, el actual Presidente Municipal despidió a 31 trabajadores y ha cometido una serie de abusos.

“Los despidió porque dice que es un daño patrimonial (pagar a empleados) y que no tiene dinero para pagarles”, criticó.

El entrevistado recordó que durante esta tercera administración municipal del edil se ha incurrido en acciones que representan un atentado contra los derechos de los trabajadores.

Los afectados mencionaron que el Alcalde morenista ahora adeuda cerca de 20 millones de pesos por laudos.

“Es su tercera administración, en la primera administración hubo la misma situación, quiso realizar otro sindicato donde otorgó nombramientos y tuvo repercusiones, porque no pudo lograr hacer su sindicato y estos empleados, que eran de confianza, gente de él, empezaron a demandar y lograron laudos de más de un millón de pesos, estamos hablando ahorita de casi 20 millones de pesos de laudos, gracias al capricho del señor alcalde”, expresó el representante sindical.

Los extrabajadores presentaron una demanda en el Tribunal de Conciliación y Arbitraje, cuyo proceso es lento pero continúa.


Comparte