Mesa de redacción

Comparte

Crece la inconformidad social

Enrique Yasser Pompeyo

La inconformidad social crece entre los veracruzanos por la ola de inseguridad que prevalece en la entidad, los feminicidios, las desapariciones, los crímenes contra políticos, contra periodistas y una larga lista.

A esta situación de hechos sangrientos y de violencia, se suman las constantes irregularidades en las que incurren las autoridades estatales y los abusos de las corporaciones policíacas.

En el tema de los abusos de la policía, el caso más reciente se registró este jueves, cuando varios motorrepartidores se manifestaron en el centro de Xalapa para denunciar la detención arbitraria de uno de sus compañeros.

Los afectados denuncian que de manera constante, los elementos policiales los detienen, les quitan sus cosas, por lo que exigen que paren el acoso y el hostigamiento.

Otro hecho grave es el homicidio de Clemente Nagasaki Condado Escamilla, ocurrido este jueves, quien era presidente del DIF municipal de Acayucan.

Había sido subprocurador en la región de Papaloapan de la desaparecida Procuraduría General de Justicia del Estado, regidor del Ayuntamiento de Acayucan. Su hermano Cuitláhuac fue alcalde del mismo municipio, cuya esposa actualmente es la alcaldesa.

El caso de la joven Viridiana todavía está presente en la memoria de los ciudadanos y hasta la fecha existen muchas dudas acerca de su desaparición, cuya familia no le cree a la Fiscalía General del Estado, pues desconocen el cuerpo hallado en Chachalacas.

También se recuerda la detención de un joven estudiante, quien fue confundido con un delincuente y presunto asesino de dos reporteras en la zona sur de la entidad.

Las irregularidades en las que incurren las autoridades como la Fiscalía y los abusos de las corporaciones policíacas han provocado una inconformidad social que cada día aumenta.

A pesar de todo eso, la postura oficial es la de insistir que en Veracruz no pasa nada y su discurso de que se combatirá la corrupción, así como a la delincuencia ya nadie lo cree, es más, hasta burla parece.

El que las autoridades nieguen la realidad que afecta y daña a miles de familias veracruzanas en nada ayuda y sí abona a que crezca la molestia, el enfado y la decepción entre la ciudadanía, que tarde o temprano, terminará por cobrarles factura.

enriquepompeyo@hotmail.com


Comparte