Mesa de Redacción

Comparte

Crece la inseguridad en Veracruz

Enrique Yasser Pompeyo

Frente a los discursos de papel de que en la entidad mejora la seguridad, están los hechos delictivos que ocurren de manera diaria en cualquier zona del territorio veracruzano.

Este miércoles, por ejemplo, sorprendió el asalto a una de las sucursales de la pastelería La Toga que se ubica en la avenida Araucarias, Indeco Ánimas, en Xalapa.

Lo que llama la atención es que ocurrió a plena luz del día y nadie vio nada. Desafortunadamente, las autoridades estatales han dejado crecer la inseguridad ante su inactividad y su desinterés.

Xalapa pasó de ser una ciudad tranquila, a un lugar donde se cometen robos, asaltos y más hechos delincuenciales.

En el pueblo mágico de Coatepec ocurre algo parecido. De ser un lugar pintoresco, ahora se convirtió en una zona donde, por lo menos, dejan cuerpos tirados.

El caso más reciente ocurrió este lunes, cuando en el libramiento fue hallado el cuerpo de una persona envuelto en una cobija y debido al hermetismo de las autoridades se desconoce si se trataba de una mujer o de un hombre.

Mientras las autoridades estatales llevan a cabo reuniones detrás de escritorios y prometen acciones conjuntas, la violencia crece en las calles de la entidad.

Otro ejemplo. Este martes un policía preventivo con base en Ixtaczoquitlán fue ejecutado a balazos sobre la carretera que conduce a la cabecera municipal con la congregación Valle de Tuxpango.

Enumerar todos los crímenes, feminicidios, robos, extorsiones, asaltos, secuestros y demás delitos que ocurren en Veracruz sería interminable.

Esa es la crisis de inseguridad que prevalece en el estado, la que sufren y padecen todas las familias, y la que insisten en negar las autoridades estatales.

enriquepompeyo@hotmail.com


Comparte