Hora cero

Comparte

El enfrentamiento de Cuitláhuac con Del Río, Monreal y Dante

Luis Alberto Romero

Parecería que tras su liberación, el pasado viernes 17 de junio, y luego de reincorporarse a la Secretaría Técnica de la Junta de Coordinación Política en el Senado de la República, el lunes 20, el caso de José Manuel del Río Virgen terminaría por diluirse; sin embargo, no es así; el tema seguirá vigente en Veracruz.

El ex diputado federal adelanta: iniciará una cruzada para lograr la liberación de cientos de personas inocentes injustamente recluidas en prisiones veracruzanas.

No se trata, expone, de emprender una defensa de delincuentes, sino de hacer justicia y liberar a personas que sin haber cometido delito alguno, están recluidas.

Las cárceles de Veracruz, advierte, tienen a personas inocentes; y es un acto de injusticia que el gobierno estatal no combata a la delincuencia, y persiga a quienes piensan diferente. Recuerda el infierno que vivió durante seis meses en Pacho Viejo, penal ubicado en el municipio de Coatepec; y señala que emprenderá acciones legales.

No sólo eso; el ex alcalde de Tecolutla, personaje muy cercano a los senadores Ricardo Monreal y Dante Delgado, adelanta que su defensa de las personas encarceladas de forma injusta comenzará de inmediato.

Será, por lo visto, un tema que no podrá frenar tan fácil el actual grupo en el poder de la entidad; Del Río pone nombres a los responsables de su encarcelamiento: ya hice pública mi posición al responsabilizar al gobernador Cuitláhuac García; al secretario de Gobierno, Eric Cisneros; y a la fiscal Verónica Hernández.

Indica que él debió salir libre desde marzo, cuando en el Poder Judicial le negaron el amparo liso y llano.

Del Río –detenido en diciembre de 2021 por la Policía Ministerial– está lejos de parecer un hombre abatido, afectado por seis meses en reclusión: “sabía que era cuestión de tiempo para estar libre, porque soy inocente… intentaron involucrarme en un delito que soy incapaz de cometer; lo fabricaron; y a pesar de que no existía prueba alguna que me implicara en el hecho (en el homicidio de Remigio Tovar, candidato de MC a la alcaldía de Cazones de Herrera), me señalaron, detuvieron e hicieron prisionero… fue un acto de injusticia, una infamia cometida desde el poder”.

Soy el primero en exigir que se castigue a los responsables, destaca.

Le pregunto si a pesar de esos seis meses tras las rejas regresará a la entidad en el corto plazo; y afirma “no tengo porqué esconderme… aquí estoy, trabajando, soy un hombre libre, a pesar de los intentos de la fiscalía, órgano utilizado en Veracruz para perseguir a opositores, por mantenerme detenido; voy a regresar porque debo iniciar la lucha por la liberación de quienes están presos sin haber cometido un delito”.

Explica que el gobierno estatal intentó golpear, con la captura de su secretario técnico, al senador Ricardo Monreal, quien lleva meses luchando en Veracruz por la liberación de personas señaladas por el inconstitucional delito de ultrajes a la autoridad; “quisieron frenar al senador Dante Delgado, mi amigo personal; y utilizaron el recurso bajo de un chivo expiatorio… el tiempo y los magistrados me dieron la razón y por eso voy a defender a las personas encarceladas a pesar de su inocencia”.

Veremos, en los próximos meses, el costo político que deberá asumir el gobernador veracruzano, por el enfrentamiento con Del Río, y sobre todo con los senadores Monreal y Delgado. Esto apenas comienza. @luisromero85


Comparte