Comparte

Como si su municipio no tuviera más problemas que las diferencias entre los ediles, un grupo de regidores de Sayula de Alemán acudió al Congreso para pedir la destitución de la presidenta municipal, Lorena Sánchez, a quien acusan de abandonar su cargo desde finales de julio; es decir, desde hace unos 15 días.

El gobernador Cuitláhuac García declaró que dicha petición es improcedente: no es quítate tú, para ponerme yo, dijo el mandatario.

Pobre municipio.


Comparte