Comparte

La probable emisión de una tercera alerta por violencia de género en Veracruz posiciona a la entidad como un lugar peligroso para las mujeres. Activistas han denunciado que los casos de desaparición son frecuentes; es un problema que debe atenderse con urgencia y responsabilidad.

Por cierto, a casi 4 años del inicio del actual gobierno estatal, todavía no hay titular en el Instituto Veracruzano de las Mujeres, que sigue con una encargada de despacho.


Comparte