El pastel de la conservación carretera / Carpe Diem

Comparte

Carpe Diem

El pastel de la conservación carretera

Manolo Victorio

Los taxistas y albañiles son sensores espontáneos, veraces y confiables del rumbo de la economía cotidiana.

Cuando observamos el tráfico de las unidades de alquiler, cuando se entabla una charla ocasional con un operario de este servicio público o con un maestro albañil, medimos de manera empírica como se mueve el dinero circulante.

La obra pública o privada incentiva de inmediato una economía. El albañil se abona en una cocina económica, las amas de casa arman improvisados comederos, hay dinero en los hogares cada semana, la esposa del trabajador de la construcción tiene para la compra de los alimentos, paga servicios; hay una estabilización en los niveles de vida en los hogares.

La ciudades son bulliciosas, alegres, dinámicas cuando la población económicamente activa recibe emolumentos como el salario, compensaciones de fin de año y demás prestaciones. Restaurantes llenos, plazas comerciales abarrotadas, centros de diversión operando; la movilidad urbana que recae en la tarea de los taxistas. El circulo virtuoso de la economía pone la rueda a girar.

Este es el escenario ideal. Cuando los ciudadanos toman carretera para visitar a la parentela o por motivos de estudio o trabajo, siempre se ven tramos enteros en rehabilitación, verbi gracia el tramo Cosamaloapan-Acayucan, en la autopista que entronca a Coatzacoalcos y de ahí a Villahermosa, Tabasco o hacia Raudales, rumbo a los altos chiapanecos.

Cuando la obra de conservación carretera se reparte entre las empresas constructoras veracruzanas, se ejerce justicia, pero además equidad en la asignación de los contratos porque se protege a los pequeños constructores que dan trabajo a los albañiles, chalanes, maquinistas, ingenieros, topógrafos y demás personal que labora en el mantenimiento de una carretera.

La Asociación Mexicana de la Industria de la Construcción (AMIC), capitulo Veracruz, alza la voz en la asignación de 18 tramos de conservación carretera, distribuidos en Veracruz que suman 103.8 kilómetros, que la delegación de la Secretaría de Infraestructura, Comunicaciones y Transportes (SICT) a cargo del ingeniero Ramón Álvarez Fontán, pretende asignar a una sola empresa, lo que significaría la puntilla en los estertores de extinción que viven las constructoras veracruzanas.

Fernando Martín González Vieyra, delegado estatal de la AMIC, revea que esta asignación directa, que estaría en trámite, significa una inversión de 200 millones de pesos durante del ejercicio presupuestal del año 2023.

El representante de la AMIC sostiene que una legislación que data del sexenio de Ernesto Zedillo Ponce de León, tiene un requisito insalvable para el concurso de por lo menos 60 constructoras veracruzanas: tienen que demostrar documentalmente haber realizado obra de mantenimiento, conservación carretera u obra pública diversa, por un monto de 85 millones de pesos por un lapso de diez años consecutivos.

“Muchas empresas serán orilladas a cerrar, se van a perder muchos empleos”, resume Fernando Martín González Vieyra, porque en vez de celebrar 18 concursos de licitación, uno por cada tramo a reparar, el paquete de la conservación carretera en este año será para una empresa nacional que tenga la infraestructura y la comprobación de obra de monto mínimo anual de 85 millones de pesos.

La Asociacion Mexicana de la Industria de la Construcción pide piso parejo, incluso han girado oficios a la oficina de Ramón Álvarez Fontán, delegado de la SICT y del propio gobernador Cuitláhuac García Jiménez para que sea garante en la asignación de los contratos en pro de la equidad hacia las constructoras veracruzanas.

González Vieyra dijo que el 23 de diciembre de 2022, la SICT publicó el proyecto de licitación en el sistema de Compra Net del Gobierno de México, en el que ponen a concurso los trabajos de rehabilitación de carpeta asfáltica en 18 tramos de la red federal libre de peaje, en el estado de Veracruz.

Estos 18 tramos distribuidos en Veracruz suman 103.8 kilómetros de rehabilitación y están contemplados en la licitación PC-009000938-E151-2022 referente a la conservación periódica de tramos de la red federal libre de peaje en 103.8 kilómetros mediante la ejecución de trabajos de fresado y carpeta asfáltica.

Dicen los taoístas que las crisis son en realidad oportunidades para crecer. Ramón Álvarez Fontán, hijo del ex dirigente de la sección 9 del Sindicato de Trabajadores Petroleros de la República Mexicana con sede en el Puerto de Veracruz, tiene intenciones de incursionar en la política partidista, impulsado por Morena.

Álvarez Fontán desea contender por una diputación local el primer domingo de julio del 2024, ya sea por la demarcación XIV que ganó el ex dirigente del PRI local, Fernando Arteaga Aponte o bien, erosionar el último reducto panista en el distrito XV cuya curul ocupa Miguel David Hermida Copado.

Los fines de semana los aprovecha para acuerpar a la diputada federal morenista Rosa María Hernández Espejo en colonias, barrios y zona rural del Puerto de Veracruz, donde la maestra Hernández Espejo desea ser alcaldesa.

Si reparte el pastel de los 18 tramos carreteros a rehabilitarse en este año, Ramón Álvarez Fontán tendrá el apoyo de los constructores veracruzanos para tirar chapo y cascajo en las dinamitadas calles del puerto, en sus ansias proselitistas por una butaca en la LXVII Legislatura veracruzana.

… de otro costal.

Hay en Veracruz una febril actividad por el 20224. La parcela jarocha es visitada por las corcholatas muy a menudo.

Adán Augusto López Hernández, tabasqueño heredero del paisanaje, se reunión con 31 alcaldes verdes ¿qué no se habían indexado a Morena en festivos mítines celebrados por Esteban Ramírez Zepeta en varios puntos del estado? y el dirigencia estatal del PVEM encabezada por Javier Herrera Borunda y Eleaney Sesma. El PVEM se decanta oficialmente por el titular de SEGOB.

En Palacio de Gobierno, Cuitláhuac García Jiménez ha repetido como axioma que él se la va a jugar por Claudia Sheinbaum Pardo.

El operador del gobernador en el otro palacio, el legislativo, Juan Javier Gómez Cazarín, tampoco ha titubeado. Se ha mantenido estoico y definido en la línea del jefe: también va con Claudia.

En política las definiciones y las lealtades cuentan. Dos méritos para el presidente de la Junta de Coordinación Política.


Comparte