La vuelta a Veracruz en un teclazo

El destape presidencial de Julen

 

Yamiri Rodríguez Madrid

 

Esta fue una extraordinaria semana para el senador Julen Rementería del Puerto, pues los jerarcas de Morena le pusieron los reflectores y eso, sin duda, en política, le abona siempre.

Primero fue el gobernador de Veracruz, Cuitláhuac García Jiménez, quien un mes sí, y el otro también, lo saca a relucir en sus conferencias.  El lunes fue porque el ex presidente municipal porteño dio una conferencia en Xalapa, en la que taxistas denunciaron presuntos actos de corrupción con las concesiones. Acto seguido, el mandatario acusó que el Senador era quien movía la protesta de ese “pequeño” grupo, aunque con eso se vieron forzados a finalmente recibirlos. Eso le dio portadas al panista en el estado.

Después, el miércoles, fue el propio presidente de la República, Andrés Manuel López Obrador, quien en plena conferencia mañanera lo mencionó, acusando que la “denuncia constante” contra la refinería de Dos Bocas -la cual está a cargo por cierto de la aspirante de Morena al gobierno de Veracruz, la zacatecana Rocío Nahle García-, estaba encabezada por Y fue más allá pues hasta en las redes sociales del Gobierno Federal se dedicó un tweet con video al Senador.  Eso le dio más portadas y reflectores a su favor.

Y obviamente hay que sumar el espacio mediático natural que le ha generado las posturas de defensa adoptadas ante temas álgidos en el país, como la urgencia de que se aprueben los comisionados del INAI o la postergación de las reformas al TEPJF, además de los recorridos que realiza en el estado.

Con ese resquemor que les genera, todo parece indicar que, en Morena, ya ven a Julen como el virtual candidato de la alianza opositora al gobierno veracruzano.

Ahora sí que Julen Rementería podría parafrasear al poeta Von Goethe: sus estridentes ladridos solo son señal de que cabalgamos.

@YamiriRodriguez