Cumple cinco días toma de Dirección General de Telebachillerato en Xalapa

Juan David Castilla

Integrantes del Sindicato Independiente Magisterial Veracruzano (Simaver) protestaron por quinto día consecutivo en la Dirección General de Telebachillerato, ubicada en la ciudad de Xalapa, y mantienen también la toma de instalaciones en escuelas de la zona de Córdoba y Coscomatepec.

De acuerdo con José Javier Galán Vásquez, secretario general del Simaver, la manifestación se debe a la destitución injusta de los supervisores Edwin Murillo Márquez, en Córdoba, y Sonia Ramírez, en Coscomatepec.

“Pues estamos aquí ya desde hace cinco días, tomando las instalaciones de la dirección general. Todo es en relación a la destitución de dos compañeros supervisores, uno de la zona de Córdoba, el ingeniero Edwin Murillo y Márquez, y la compañera Sonia Ramírez, de la supervisión de Coscomatepec”.

El líder sindical consideró que se están violando los derechos laborales y que esta destitución parece ser política, pues las personas que pretenden imponer son cercanas a la directora general de Telebachillerato, Claudia Hernández González.

“Les notificaron un día para otro que iban a ser destituidos, con el argumento de la directora general de Telebachillerato, la licenciada Claudia Hernández González, que es la titular, donde argumenta ella que por refrescar la zona, quiere cambiarlos o quitarlos, más bien quitarlos, y pues con ello violentar los derechos de ellos. Uno ya de 25 años de servicio como supervisor y otra tiene un promedio de 6-7 años que está como supervisora”.

Hasta ahora, varias zonas se han unido a la protesta y están tomando escuelas en Córdoba y Coscomatepec, lo que afecta a más de 3 mil alumnos.

“De alguna manera llega la directora y destituye a los compañeros e impone a otros supervisores que ya le convienen políticamente. No sé cuál sea la razón, porque en los documentos que ella presenta, que no hay ningún documento para destituirlos”, insistió el líder sindical.

Hace un llamado al gobernador Cuitláhuac García Jiménez y al secretario de Educación de Veracruz, Víctor Vargas Barrientos, para que intervengan y escuchen sus demandas.