Denuncian daño al entorno ambiental por extracción de roca

Juan David Castilla

En el río Tlanyahualapa, de la comunidad Úrsulo Galván, municipio de Xico, se extraen rocas de manera desmedida, lo que genera un impacto negativo en el entorno ecológico.

De acuerdo con algunos pobladores, el pasado sábado 11 de mayo una retroexcavadora realizó maniobras en el afluente.

Las personas que se percataron de la situación cuestionaron a los encargados de la maquinaria y ellos respondieron que se trataban de trabajos de desazolve.

“Para que en épocas de lluvia el río no saliera de su cauce y afectará el camino que pasa a un lado. Estas acciones fueron de conocimiento tanto de la autoridad ejidal, como del subagente municipal y a sabiendas del daño que se estaba ocasionando, decidieron omitir lo que estaba ocurriendo no dando parte a las autoridades correspondientes”, indicaron.

Esto ocurre en la localidad Úrsulo Galván del municipio de Xico, en los límites con el Pueblo Mágico de Coatepec, en la región capital del estado de Veracruz.

Fernando Tepetla denunció en redes sociales que las autoridades locales fueron notificadas para impedir la extracción de los materiales.

“La comunidad ya hizo las diligencias correspondientes ante las autoridades, pero no se han ubicado en el lugar para hacer los estudios correspondientes y tampoco se han pronunciado al respecto. Por lo que les pedimos muy amablemente, que nos ayuden a difundir este hecho, para que las autoridades ayuden a esclarecer este hecho y en caso de haberlos, se haga pagar a los responsables”, añadió.

La gente está preocupada por la extracción de la piedra, ya que eso podría afectar el río. Los inconformes compartieron imágenes donde se observa la gravedad del problema.