PRI, ¿el inicio del fin? / Hora cero

Hora cero

PRI, ¿el inicio del fin?

Luis Alberto Romero

La tendencia de los últimos procesos electorales marca una reducción en el porcentaje de votos del Partido Revolucionario Institucional, que registró en 2024 su nivel más bajo desde su fundación.

Esta fuerza política, hegemónica hasta la década de los noventas, enfrenta su peor crisis y hoy parece más cerca de perder su registro que de retomar su papel de partido competitivo.

En las elecciones de 2018, parecía que el PRI no podría estar peor: en las presidenciales de ese año apenas logró 6 millones 157 mil votos, para ocupar el tercer lugar, con 13.5 por ciento de los sufragios totales.

De los 300 distritos federales en disputa, sólo ganó un distrito en solitario y 14 más en alianza con el Partido Verde y el desaparecido Panal. En ese proceso, el porcentaje de votación para el PRI fue de 16.3.

Ese año, 2018, perdieron su registro Panal y el Partido Encuentro Social.

En el proceso intermedio de 2021, el PRI volvió a sufrir un descalabro: su nivel de votación se ubicó en 17.7 por ciento; y fue testigo de la desaparición de tres partidos, Fuerza por México, Redes Sociales Progresistas y Encuentro Solidario, que al igual que Panal y Encuentro Social en 2018, no alcanzaron el 3 por ciento de la votación.

En 2024, el PRI se hundió todavía más: del 17.7 por ciento alcanzado en 2021 pasó al 11.2 por ciento.

Dato: en 2021 y 2024, el tricolor fue en alianza con Acción Nacional y el extinto Partido de la Revolución Democrática, PRD.

En esos tres años, esta fuerza política pasó de 8 millones 715 mil a 6 millones 98 mil votos; es decir, perdió más de 2 millones 600 mil votos; eso, en términos porcentuales, equivale al 24 por ciento.

En la alianza PAN-PRD-PRI sólo Acción Nacional registró un avance entre 2021 y 2024, al pasar de una elección a otra de 8 millones 969 mil votos a 9 millones 284 mil. PRD fue de un millón 792 mil a un millón 355 mil, lo que significó la pérdida de sus registro; y el PRI perdió casi una cuarta parte de sus votos.

Esos datos deben llevar a la reflexión al priismo, porque su alianza con el PAN representó un desplome en los niveles de apoyo ciudadano; el blanquiazul se comió a sus aliados del Sol Azteca y del tricolor. En pocas palabras, la gente que votó por la alianza opositora lo hizo en su mayoría cruzando el logo de Acción Nacional; por otro lado, el PRI se mantuvo como el partido con el más alto nivel de rechazo en el país.

¿Cuáles son los números priistas en Veracruz? Básicamente en la entidad el PRI registra la misma tendencia: en 2018 el nivel de su votación rondó el 13 por ciento; y perdió en los 30 distritos locales en disputa.

En 2021, la votación priista se desplomó hasta el 12.4 por ciento, ganando sólo en 4 distritos, en alianza con PAN y PRD. Ese año, menos de 412 mil veracruzanos sufragaron por el tricolor.

En el proceso de 2024 las cosas no pintaron mejor para este partido; el PRI cayó todavía más, al pasar de 10.2 a 9 por ciento.

En tres años, la votación priista en Veracruz fue de 412 mil a 307 mil votos; es decir, el partido perdió más de 100 mil votos; al igual que en el ámbito nacional, casi una cuarta parte de su base de apoyo.

2025 será la prueba de fuego para el PRI en Veracruz; es muy probable que no haya alianza opositora en la entidad y tendrá que participar en solitario; veremos cómo le va, pero con una dirigencia de papel y un rechazo social creciente, es probable que estemos ante el inicio del fin de un partido que fue hegemónico durante la mayor parte del siglo pasado.

@luisromero85